Todas las publicaciones (80)

Lo opuesto al estrés - por David R. Hamilton

Traducido del inglés por Tahíta desde… http://drdavidhamilton.com

Todo el mundo sabe cómo se siente el estrés. También sabemos lo que se siente cuando somos amables, cuando alguien es amable con nosotros, o incluso cuando somos testigos de un acto de bondad.

Los sentimientos son opuestos. La mayoría de los efectos dentro del cuerpo son lo opuesto también.

Los sentimientos de estrés generan " hormonas del estrés" en el cerebro y el cuerpo, como el cortisol y la adrenalina.

Los sentimientos de bondad generan oxitocina y óxido nítrico (a los que cariñosamente les llamo ' moléculas de bondad '). El estrés crea tensión en el sistema nervioso, empujándolo a 'luchar o huir'; La bondad relaja el sistema nervioso, guiándolo a "descansar y relajarse".

El estrés aumenta la presión arterial, la bondad lo reduce.

Los sentimientos de estrés generan radicales libres e inflamación en las arterias y el sistema inmunitario, lo que puede conducir a enfermedades cardiovasculares. Los sentimientos de amabilidad reducen los radicales libres en las arterias y el sistema inmune. La bondad es, de hecho, 'cardioprotectora' (protege el sistema cardiovascular).

El estrés debilita el sistema inmune, la bondad lo aumenta.

El estrés nos hace infelices; la bondad nos hace felices

El estrés está relacionado con la depresión; la amabilidad protege contra la depresión.

Y para colmo, mientras que el estrés acelera el envejecimiento, la amabilidad retrasa el envejecimiento.

La ciencia

Aquí hay un poco a modo de explicación simple para algunos de los efectos anteriores.

El estrés está relacionado con la enfermedad cardiovascular. Pequeñas cantidades de estrés están bien e incluso cantidades relativamente grandes, si no demasiado frecuentes, pero el estrés constante se asocia con resultados deficientes de salud al tener un impacto negativo en el corazón, las arterias y el sistema inmunitario. El estrés en última instancia se asocia con una vida útil acortada.

Por otro lado, los sentimientos cálidos que obtenemos a través de la bondad generan oxitocina y óxido nítrico. El óxido nítrico ablanda las paredes de nuestras arterias y mejora el flujo sanguíneo alrededor del cuerpo. Juntos, la oxitocina y el óxido nítrico reducen la presión arterial.

Mientras el estrés aumenta los radicales libres ( estrés oxidativo ) y la inflamación en las arterias y el sistema inmunológico (relacionado con el endurecimiento de las arterias) en investigaciones sobre la oxitocina, se encontró que reduce los radicales libres y la inflamación en arterias y sistema inmune, actuando efectivamente como un antioxidante y antiinflamatorio eficiente.

La investigación también muestra que en las relaciones donde hay más amabilidad, amor y afecto, también hay mucho menos endurecimiento de las arterias. Es casi como si cuando nos endurecimos hacia otros, nos endureciéramos en el interior, pero cuando nos “ablandamos” hacia los demás, también nos suavizamos por dentro. ¡Me encanta esta comparación!

El estrés aumenta la actividad del sistema nervioso simpático , poniendo al cuerpo en alerta. La bondad y la compasión, por otro lado, aumentan la actividad parasimpática , permitiendo que el cuerpo se relaje y regenere. La bondad y la compasión aumentan el tono vagal , que es una medida de la actividad parasimpática.

El estrés puede tener un efecto negativo a largo plazo en el sistema inmune. La bondad, por otro lado, explica el ' Efecto Madre Teresa '; esta es una investigación que mostró que el sistema inmunológico de los voluntarios se fortaleció cuando vieron un video de la Madre Teresa de Calcuta realizando actos de bondad.

La amabilidad también nos hace más felices y es un antídoto contra la depresión. Muchas investigaciones que comparan a personas que realizan actos de bondad con personas que realizan sus actividades normales muestran que las personas que actúan con bondad son más felices. Otros estudios encuentran que, estadísticamente, las personas que hacen trabajo voluntario regularmente son generalmente más felices y sufren menos depresión que las personas que no lo hacen.

Lo que sorprende a mucha gente es que la amabilidad retrasa el envejecimiento. Es bastante obvio, cuando realmente piensas sobre eso. Es de conocimiento común que el estrés acelera el envejecimiento. Todos estamos familiarizados con los relatos de personas cuyo cabello se puso blanco rápidamente cuando comenzaron un trabajo estresante. El estrés causa estrés oxidativo (lo que sucede cuando los radicales libres causan estragos) e inflamación, que acelera el envejecimiento del corazón y las arterias, el sistema inmunológico, las articulaciones, los músculos, el cabello, la piel, el cerebro ... prácticamente todo el cuerpo.

La amabilidad retrasa el envejecimiento de varias maneras. Indirectamente, simplemente evitando el estrés, nos ahorramos algunos de estos efectos. Pero más directamente, los productos de la bondad (oxitocina, óxido nítrico y aumento del tono vagal) ralentizan activamente los procesos internos de envejecimiento, como el estrés oxidativo en la piel, los músculos, las arterias y el sistema inmunitario. Algunas investigaciones, por ejemplo, han demostrado una reducción sustancial del estrés oxidativo en los músculos y la piel cuando hay mucha oxitocina.

Y aquí está la cosa: no puedes obtener oxitocina de la dieta. No puedes comerla ni beberla. La única forma de obtenerla es hacerlo internamente, logrando superar nuestra forma de pensar, sentir y comportarnos. Cuando nuestro pensamiento, nuestros sentimientos y nuestro comportamiento hacia los demás y hacia los animales es amable (¡sí! ... la bondad hacia los animales aumenta la oxitocina) es como si activaramos un kit de oxitocina dentro de nuestros cuerpos, dándonos muchos de estos "efectos secundarios".

No necesitamos hacer algo grande para que califique como un acto amable. Los gestos simples también cuentan. Incluso ese tipo de pensamiento sobre alguien que provoca una sonrisa en tu propia cara es ser amable.

Ni siquiera necesitas pensarlo mucho.

¡Solo sé amable!

Por David R Hamilton, PhD

 

Leer más…

¿Soy un Holograma?

En este artículo me gustaría explorar la posibilidad de que seamos creadores de nuestra realidad sin ser guionistas de ella, que nuestro cuerpo físico sea una proyección holográfica de nuestra consciencia que interacciona con el holograma de nuestra realidad en un multiverso.

Hace dos años el equipo del profesor Truscott de la Universidad Nacional Australiana puso en práctica el experimento de elección diferida de John Wheeler para concluir que nuestro universo, nuestra realidad, tan sólo existe cuando un  observador la mide.

Este tipo de experimentos confirman que como mínimo a nivel atómico no existe nada hasta que nosotros observamos, y es quizá en este punto en el que no puedo compartir las ideas, teorías que defienden que somos creadores en su total magnitud de lo que experimentamos.

Es decir, partimos de un cerebro que actúa como proyector en un cine para generar una película, por lo tanto soy creador de esta película, pero hasta que punto puedo intervenir yo en lo que estoy proyectando, si así fuera tendría la capacidad de realizar cualquier cambio en la misma en tiempo real. Por lo tanto este tipo de experimentos físicos apunta a la idea que somos creadores del mundo que observamos pero en ningún momento ayudan a demostrar las teorías, o más bien opiniones, que defienden que tenemos la capacidad de crear conscientemente lo que queremos experimentar.

Podríamos entrar en este momento en la paradoja que surge cuando alegremente hablamos de nosotros como observadores, obviando que si el experimento apunta a la existencia de un mundo holográfico, nuestro propio cerebro también sería un holograma, por lo tanto ¿Quiénes somos nosotros cuando decimos “el observador”? ¿Podemos ser un holograma experimentando otro holograma?

Por lo tanto todo apunta a que es parece cierto que vivimos en un multiverso holográfico, que nosotros manifestamos la realidad, en ningún momento decidimos que podemos manifestar, es aquí donde paro para recordar a todos aquellos que aplicando ideas como las del “El Secreto” no consiguen manifestar aquello que desean, pese a esfuerzos descomunales, y no creo que hagan nada erróneo, tan sólo que esta idea es incompleta a la vista de los resultados. ¿Somos creadores de nuestra realidad? Casí seguro que sí. ¿Elegimos que realidad manifestamos? No hay ningún tipo de prueba que así sea. 

Y es aquí donde el “libre albedrío” adquiere toda su belleza. El libre albedrío para nosotros decidamos cómo experimentar esta realidad que estamos creando, no podemos elegir lo que creamos, sí que tenemos todo el libre albedrío para elegir como vivir lo que creamos.

En esta maravillosa levedad del ser, no tenemos responsabilidad alguna en las olas que llegan a nosotros, tan sólo tenemos que vivir el instante para experimentar cada una de ellas con todo nuestro abanico de emociones. Dejando ir reconocemos que no tenemos capacidad alguna de cambiar nuestro entorno, sí tenemos todo el poder de cómo lo vivimos. 

Para finalizar nos podríamos plantear infinidad de preguntas como ¿para qué tengo que vivir estas situaciones? ¿quién decide que las tengo vivir? Etc... Quizá nuestro Ego necesite todas esas respuestas, quizá se tranquilice con respuestas de filosofías y religiones que un plan para todo ello, para tanta sufrimiento, para tanto placer, quizá sea más fácil pensar que no hay destino, ni objetivo alguno que no sea embriagar nuestros sentidosescuchando cada una de las notas de esta magnífica obra, nuestra vida, que nadie volverá a tocar sin pensar en que sucederá después del último movimiento. 

Francisco José Martínez

Leer más…

Pensamientos obsesivosUna guía útil sobre los pensamientos obsesivos, repetitivos e indeseados. Descubre en este artículo por qué los tenemos, cuáles son los pensamientos obsesivos más frecuentes y sus peligros, qué tipos y clasificaciones existen, y cómo podemos afrontar y controlar estos pensamientos repetitivos indeseados.

Pensamientos obsesivos y pensamientos indeseados ¿Qué son?

Hay pensamientos que nos vienen a la cabeza de forma repetida y se convierten en pensamientos obsesivos e indeseados. Para hacer una definición clara y exacta de qué es un pensamiento obsesivo, tomamos de referencia los criterios establecidos por el DSM- V:

Definición de pensamiento obsesivo, o pensamiento indeseado persistente:
1. Pensamientos, o imágenes recurrentes y persistentes que se experimentan como intrusos e inapropiados, y causan ansiedad o malestar significativos
2. Los pensamientos, impulsos o imágenes no se reducen a simples preocupaciones excesivas sobre problemas de la vida real.
3. La persona intenta ignorar o suprimir estos pensamientos, imágenes, o bien intenta neutralizarlos mediante otros pensamientos o actos
4. La persona reconoce que estos pensamientos, o imágenes obsesivos son el producto de su mente (y no vienen impuestos como en la inserción del pensamiento).

Cuando hablamos de los pensamientos obsesivos, no solo nos referimos a los pensamientos, también a imágenes obsesivas. Y es que, hay personas que tienen una capacidad de imaginación que fluye en forma de imágenes, como si fuera una película. Sin embargo, otras personas funcionan mejor con autoinstrucciones o diálogo interior, aunque todo el mundo podemos utilizar ambas formas de pensar.

Para que un pensamiento/imagen sea obsesivo, no es cuestión, solamente, de su repetida aparición, sino que además, debe causar malestar. Es decir, ser indeseado.

Hago hincapié en este aspecto, porque, a lo largo de la vida, pensaremos en muchísimas cosas que no nos gustan y esto, es algo natural.

Pongo un ejemplo: Podría ocurrir que fuéramos conduciendo y viéramos un balón en la carretera. Acto seguido, nuestra mente, genera la imagen de un coche atropellando a un niño. En el ejemplo anterior, estamos teniendo un pensamiento indeseado, producto de una asociación mental que nuestro cerebro ha realizado. Este pensamiento, en si, no es obsesivo. Sólo lo sería si se repitiera continuadamente durante un periodo de tiempo y afectara a nuestra vida y comportamiento.

Por tanto, repasemos la diferencia entre pensamiento obsesivo y pensamiento indeseado:

  • Pensamiento obsesivo: Repetido + indeseado
  • Pensamiento indeseado: Normal, posible y lógico

Una vez que sabemos a qué nos referimos con pensamiento obsesivo, cabe preguntarse por qué aparecen este tipo de pensamientos en nuestra mente y si nos perjudican.

¿Por qué tenemos pensamientos obsesivos? “¿Cómo puedo pensar eso?”

El proceso por el que un pensamiento indeseado pasa a convertirse en pensamiento obsesivo es precisamente el hecho de preguntarnos “¿Cómo puedo pensar eso?”.

Tener pensamientos intrusos, o indeseados no es raro ni extraño en si mismo. Casi todo el mundo experimentamos este tipo de pensamientos alguna vez, sobre todo, en épocas en las que tenemos mucho estrés, o un bajo estado de ánimo.

Pero, ¿cómo un pensamiento indeseado, o “intruso” se convierte en un pensamiento obsesivo? Según la forma en la que nuestros padres nos han criado, la educación y apego que hemos recibido, nuestras experiencias y desarrollo personal, etc… Generamos una serie de creencias, valores, e ideas sobre nosotros mismos y sobre los demás. Estas ideas rigen la forma en la que nos relacionamos con el mundo. Por eso, mientras una persona puede dar mucha importancia a un pensamiento, para otra persona, puede pasar totalmente desapercibido. 

Un bajo estado de ánimo, o una situación de estrés puede motivar la aparición de pensamientos intrusos, o indeseados. Por ejemplo, ¿qué pasaría si de pronto, entre tus pensamientos, surgiera la idea o impulso de desnudarte en público? Es posible, que para algunas personas ese pensamiento pase desapercibido, y sean capaces de ignorarlo con relativa facilidad.

Pero, ¿qué pasaría si acabas de ser mamá o papá y mientras estás acunando a tu bebé sientes el impulso o el pensamiento de apuñalarlo? Es posible que al principio, pensemos que es una tontería, pero cuando toda nuestra atención comienza a dar vueltas a ese pensamiento “¿Cómo puedo pensar estas cosas tan horribles?, ¿qué clase de mamá/papá soy?, ¿soy un peligro para mi familia?, etc...” ¿Qué crees que puede pasar a continuación?

Es posible que nada, o tal vez, nuestra mente se centre en ese pensamiento intruso y comience a preocuparnos la posibilidad de hacer daño al bebé. El estrés que vivimos puede motivar la aparición de otros pensamientos intrusivos parecidos. Y cuando aparezcan, cada vez, nos asustaremos más. Esta ansiedad, disparará la necesidad de hacer algo para controlarlos. Es el inicio del TOC.

Los pensamientos indeseados, en si mismos, no son algo negativo. Pero si ese pensamiento “intruso” conecta con nuestro sistema de valores, y se vuelve importante para nosotros, toda nuestra atención, se dirigirá a intentar rechazar esas ideas y es cuando se convertirán en una obsesión.

Nuestro cerebro, tiende a completar la información que recibe y a establecer coherencia entre lo que percibimos, pensamos y sentimos. Este proceso lo hacemos inconscientemente con el fin de buscar un equilibrio y armonía. El problema surge cuando tenemos pensamientos que no esperamos, cuando nuestra mente realiza asociaciones automáticas que nos perturban para las que no encontramos una explicación coherente, por lo que nuestra mente comienza a dar vueltas a ese pensamiento incoherente, intentando encontrar una solución y una explicación lógica que nunca llega.

Los peligros de los pensamientos obsesivos

Podemos decir que las obsesiones son peligrosas en el sentido en el que son dañinas para nuestra salud psicológica y emocional.

Los pensamientos obsesivos nos afectan en función del grado de credibilidad que les demos. Algo que nos pasa, con carácter general a la mayoría de seres humanos, es que cuanto más pensamos en una cosa, mas credibilidad le otorgamos. Por el hecho de pensar en algo con mucha intensidad y frecuencia, nos lo creemos, sin embargo, puede no ser real.

Por ejemplo, si una mujer embarazada piensa en clavarse un cuchillo en la barriga cuando cocina, un niño piensa en darle una patada a una anciana, un adolescente piensa que si habla en alto se reirán de él… y se lo creen, afectará en su día a día.

Acabarán desarrollando conductas y hábitos que les ayuden a sortear esas situaciones. No volver a cocinar, cambiarse de acera al ver una anciana, no participar más en clase., etc..

Y es que, en términos de probabilidad, ¿cuánto de probable es que irremediablemente se cumpla lo que yo piense? Imaginaros, todos seríamos ganadores de la lotería, viviríamos en mansiones de lujo y tendríamos nuestros trabajos soñados.

Pongo otro ejemplo, imaginaros que un trabajador denunciara a un empresario por haber pensado en despedirlo, (aún no habiéndolo hecho), o que una madre castigara a un hijo por haber pensado en irse de casa. ¿Absurdo verdad?.

Por eso, es importante tener claro que los pensamientos son nuestros, íntimos, libres y personales. Las acciones son lo real y tangible, lo que existe. No debemos olvidar, que somos responsables y libres de actuar y decidimos si hacer realidad lo que pensamos, o no.

La rumiación

Cabe hacer una diferenciación importante entre pensamientos obsesivos y rumiaciones. Estas últimas, son totalmente voluntarias. Las personas deciden pensar en ellas, se concentran en ellas. No son el tipo de pensamiento que aparece de repente en nuestra mente. No, los individuos eligen las rumiciones a voluntad, aunque exista también un deseo por dejar de hacerlo.

Por ejemplo, seguro que muchos de vosotros os acordáis de haberle dado vueltas repetidas veces a una situación vivida, en la que os hubiera gustado responder de otra manera, pero os pilló de sorpresa, os dejasteis llevar o no encontrasteis las palabras. Después, con sentimiento de frustración, se lo contáis a vuestro amigo/a, novio/a, madre: “es que tenía que haberle dicho…”, “es que tenía que haber hecho”….

Nos quedamos anclados en situaciones pasadas que hubiéramos afrontado de distinta manera, obteniendo consecuencias muy diferentes a las reales “y si hubiera hecho esto… a lo mejor…”, “y si no le hubiera dicho…” y si no hubiera ido…” Esto son las rumiaciones.

Son peligrosas porque nos impiden avanzar. Nos impiden aceptar la situación y nos invalidan. Nos vemos poco eficaces porque no hemos cumplido con nuestras capacidades, por qué sabemos que podríamos haberlo hecho mejor.

Tenemos que darnos cuenta de que no actuar de manera hábil ante una situación, no nos hace inhábiles, menos válidos ni peores personas y que la vida es un conjunto de experiencias que nos ayudan a aprender.

Una clave para asimilar estas situaciones que nos estancan, es afrontarlas como prácticas, que nos ayudarán a ser más eficaces la próxima vez.

Clasificación de las obsesiones y temáticas más habituales de las ideas intrusas

Los pensamientos intrusivos, a menudo van acompañados de un sentimiento de vergüenza o culpa que hace que las personas traten de ocultarlos. Sin embargo, este tipo de pensamientos es mucho más frecuente de lo que imaginamos. Esta es la clasificación de pensamientos obsesivos más frecuentes:

1- Pensamientos obsesivos sobre suciedad

Hablamos de pensamientos que giran en torno a la idea de contaminación, atención focalizada en la suciedad, gérmenes, virus, fluidos corporales, sustancias químicas, pegajosas, etc..

2- Pensamientos obsesivos sobre el miedo al peligro

Ideas recurrentes sobre olvidar cerrar la puerta, olvidar apagar el fuego, caminar solo por la calle siempre por el mismo recorrido.

3- Pensamientos obsesivos sobre el orden y la simetría

Este tipo de pensamientos obsesivos son bastante conocidos por las representaciones que aparecen en televisión. Personas a las que les genera ansiedad ver las cosas fuera de su sitio y su estructura.

4- Pensamientos obsesivos relacionados con el cuerpo o síntomas físicos

Hay personas que tienen pensamientos obsesivos referidos a alguna parte de su cuerpo. Por ejemplo, puede ser que una persona tenga una nariz algo más grande, pero nada inverosímil. Sin embargo, su percepción es otra, como si tuviera una montaña por nariz y tiene ideas obsesivas en torno a esto.

5- Pensamientos obsesivos relacionados con religiosos, sacrílegos o blasfemos

Suele darse en personas muy creyentes y dogmáticas, con unas normas y reglas morales en las que basan su comportamiento y el de los demás. Los pensamientos intrusivos que ellos tienen poseen un contenido que no sería admitido en base a sus creencias ni las de su doctrina.

6- Pensamientos obsesivos de tipo sexual

Ocurre igual que con los anteriores. La persona que los experimenta no los acepta. Muchas veces tienen que ver con personas que han tenido malas experiencias en este terreno o que han crecido con presiones vinculadas al significado de lo sexual.

7- Pensamientos obsesivos sobre acumular objetos inútiles o gastados

Personas que acumulan o coleccionan cosas, y tienen incapacidad para tirar objetos gastados o inútiles, incluso cuando no tienen ningún valor sentimental. Por ejemplo, cromos, calendarios, marca páginas, figuras de navidad, balones, etc.

8- Pensamientos obsesivos de violencia o agresión

Este tipo de pensamientos son los más impactantes porque su contenido es totalmente desagradable para la persona que los experimenta. En realidad, tienen en común el miedo a perder el control y realizar conductas que no quiere hacer. Por ello generan malestar y ansiedad.

Por ejemplo, que una embarazada piense en qué pasaría si cogiera un cuchillo y matara a su bebé, irremediablemente, provocará una reacción de miedo, ansiedad y sensación de falta de control y culpabilidad. Sin embargo, si esa persona, realmente quisiera hacerlo, no experimentaría ese sentimiento.

Cómo controlar los pensamientos obsesivos y repetitivos

Daniel Wegner, publicó s, donde explica algunos métodos que pueden servirnos para luchar contra los pensamientos obsesivos y persistentes. Estas técnicas no son remedios, son hipótesis que pueden ayudarnos a la supresión de los pensamientos obsesivos. Aquí vemos alguna de esas técnicas:

1- Distracción enfocada:  El objetivo de esta estrategia es desconectar nuestra mente del pensamiento que nos perturba. Cuando nuestra mente está distraída y concentrada en otras cosas, es probable que nuestros pensamientos obsesivos se minimicen.

2- Pospón el pensamiento que te perturba para más tarde: Esta técnica sugiere que al posponer nuestras preocupaciones a un tiempo designado de 30 minutos al día, podemos aliviar nuestra mente durante una parte importante de nuestro tiempo.

3- Trata de evitar el estrés: El estrés provoca que los pensamientos obsesivos vuelvan con fuerza.

4- Intenta aceptar los pensamientos indeseados en vez de luchar contra ellos: “Luchar con el blanco de tus pensamientos es como luchar en la arena movediza. Quiero que mires tus pensamientos. Imagina que están saliendo de tus oídos en pequeños letreros sostenidos por soldados marchando. Quiero que permitas a los soldados que marchen en frente tuyo, como un pequeño desfile. No discutas con los letreros, ni los evites, ni los hagas desaparecer. Solo miralos marchar” (Marcks y Woods, 2005, p. 440).

5- Técnica de exposición: La estrategia que mejor funciona para controlar los pensamientos obsesivos, es lo que se denomina en psicología como la técnica de “Exposición”. Consiste en pensar muchas veces, de forma consciente, en aquello que nos produzca ansiedad, para comprobar, que lo que pensamos que puede ocurrir, no tiene por qué ser real. Para realizar esta técnica es necesaria la figura de un especialista en psicología que sepa aplicarla y guiarnos en la realización, puesto que si no se realiza correctamente puede tener consecuencias negativas.

6- La meditación mindfulness: puede ayudarnos a luchar contra los pensamientos obsesivos, porque nos permite concentrarnos en el momento y promueve una actitud de compasión.

7- Escribe en un papel tus pensamientos obsesivos: Expresar tus sentimientos y pensamientos más profundos tiene múltiples beneficios y puede ayudarte a minimizar la persistencia de esos pensamientos indeseados que te atormentan.

https://blog.cognifit.com/es/pensamientos-obsesivos/

Leer más…

Traducido del inglés por Tahíta desde...http://www.greenmedinfo.com

Por la Dra. Kelly Brogan

 

¿Has oído hablar de las remisiones espontáneas?

Ya sabes, una sanación sin intervención médica clásica.

El mundo convencional hace todo lo posible para no se documenten, estudien o incluso reconozcan estos "valores atípicos", muchos de los cuales el Dr Kelly Turner  ahora se dedica a catalogar. De hecho, a la mayoría de los pacientes que se recuperan de diagnósticos como cáncer terminal, se les dice que probablemente comenzaron con un diagnóstico erróneo.

Es por eso que trabajar con el Dr Nicholas González cambió mi vida. Sus meticulosas notas, sus diagnósticos de presentación confirmados radiográficamente y quirúrgicamente, y su dedicación por décadas para alterar el paradigma convencional del cuidado del cáncer continúan obsesionando al sistema convencional de salud. Particularmente sus informes de casos publicados  póstumamente  .

Trabajar con este curandero sagrado me convenció de que no hay límites en lo que es posible en el campo de los viajes radicales y transformacionales de la salud : la hipertensión, la diabetis, la enfermedad de Lyme  y los cánceres terminales se cambiaron por vitalidad a largo plazo en un régimen de salud que estaba total y totalmente bajo el control del paciente.

Él había descifrado el código, en lo que a mí respecta. Su enfoque y el enfoque de su colega sobreviviente, la Dra Linda Isaacs ,se basa en tres pilares:dieta personalizada, suplementos personalizados y desintoxicación que incluye enemas diarios de café. Pero había un ingrediente mágico que me enseñó que era indispensable: la mentalidad 

Los resultados que he logrado en mi práctica desde la incorporación de sus enseñanzas me han llevado a pasar la mayor parte de mi tiempo libre escribiendo informes que demuestran que las etiquetas de enfermedades se pueden descartar. Que los síntomas pueden transformarse Y esa vitalidad puede ser recuperada.

A través de este lente, la enfermedad es más que mala suerte, genes malos y algo a lo que "sobrevivir". La enfermedad, incluso la enfermedad grave e incapacitante es una invitación a su próximo capítulo de vida.

Desde mi perspectiva, este capítulo, esta vida más consciente se basa en el respeto profundo y el reencuentro con el cuerpo, con la naturaleza y con nuestro sentido de totalidad derivado de nuestra contribución única a lo colectivo. Lo que proviene de esta práctica fundamental de curación es una sensación de control y empoderamiento. Es un cambio de mentalidad.

A veces, lo que viene con este cambio de mentalidad es la liberación de energía que de otro modo habría estado dedicada a resistir la realidad. ¿Tal vez solo este cambio sea responsable de la curación en lugar de las intervenciones y cambios reales?

¿Nuestro cuerpo puede expresar lo que nuestra mente consciente no sabe?

Como resultado, la conexión mente-cuerpo no es una carretera entre dos destinos. Está mucho más enredado que eso, como la Dra Candence Pert trató de decirnos hace décadas a través de su investigación científica.

La madre de la psiconeuroinmunología, Pert nos ayudó a entender que el estrés, consciente o no, influye en todos los elementos de nuestra fisiología. Que todo nuestro ser físico también es simultáneamente un ser emocional   un ser pensante. Estamos todos en todas partes a la vez.

Si no respetamos  todos los  aspectos de nuestra experiencia sentida, si reprimimos y oprimimos las emociones negativas como la ira y la tristeza, nuestro cuerpo nos dice que esto no está  bien. Eso es porque aspirar a experimentar solo la satisfacción y una vida libre de estrés requiere segmentarnos y comprometer nuestra autenticidad. Porque la tristeza, el dolor, la ira y el  dolor son parte de la alquimia de la experiencia humana.

Cómo el estrés puede matar

"Cuando el cCerpo dice que No" es la obra del Dr. Gabor Maté sobre las formas en que el estrés impulsa enfermedades como la autoinmunidad y el cáncer. Paseándonos po rel pegajoso umbral del dogma basado en genes, Maté teje una nueva historia científica sobre la naturaleza de las enfermedades crónicas. Este libro toma la posición incontrovertible de que la enfermedad es, en parte, una expresión emocional de una inadecuada respuesta al estrés.

Esta nueva perspectiva sobre la salud y la enfermedad tiene una agenda muy simple: busca  incluir a la persona. La medicina convencional no representa, de ninguna manera, a la persona. Es por eso que los hospitales son famosos por deshumanizar pacientes llamándolos el caso de cirrosis de la cama 304.

La medicina convencional cree que la enfermedad es el resultado de causa y efecto lineales.

Sin embargo, este principio se desgasta por un hecho simple, evidente para todos.

La exposición al riesgo, ya sean cigarrillos o genes comprobables como el "  gen del cáncer de mama", no es suficiente para desarrollar la enfermedad. Estas exposiciones existen en una mayoría que nunca desarrolla una enfermedad clínica diagnosticable. ¿Cómo explicamos estos factores de riesgo en el contexto de los estilos de vida, las personalidades y las experiencias de aquellos que desarrollan enfermedades?

Maté  pregunta: ¿la enfermedad tiene un significado personal? ¿Es una llamada de atención seria  para integrar aspectos de ti mismo que has elegido ignorar?

La ira inexpresada como un conductor de la enfermedad

¿Es posible que las personas agradables se enfermen seriamente más a menudo?

En una investigación reduccionista inspirada en la ciencia que respalda el tipo de personalidad del cáncer, Maté argumenta que las personas complacientes y las que de otra manera suprimen sus propias necesidades emocionales al servicio de los demás corren un riesgo particular de desarrollar enfermedades relacionadas con el sistema inmune.

¿Por qué?

Es bastante simple. Hay un tipo muy particular de estrés crónico relacionado con este tipo de abnegación. Estas personas están emocionalmente controladas por otros. Ellos son relegados a una posición subordinada. Sin poder.

Parece que uno de los verdaderos factores de riesgo para el cáncer y la autoinmunidad es una experiencia de trauma infantil, agudo o crónico, en el que la supervivencia está vinculada al cumplimiento de las expectativas que se auto violan. De hecho, Maté dice que cada uno de sus pacientes ha luchado con la represión emocional como estilo de hacer frente a algo y que ninguno de ellos podría responder  afirmativamente  a la siguiente pregunta:  "Cuando, de niño, te sentías triste, enfadado o enojado, ¿Hubo alguien con quien pudieras hablar, incluso cuando él o ella fuera quien desencadenó tus emociones negativas?

¿A dónde van las emociones?

Maté define la represión como "disociación de las emociones de la conciencia, relegándolas al reino inconsciente" que "desorganiza y confunde nuestras defensas fisiológicas de modo que en algunas personas estas defensas comienzan a fallar, convirtiéndose en destructoras de la salud en lugar de sus protectoras".

En un estudio prospectivo yugoslavo de 10 años citado en el texto de Maté, el mayor factor de riesgo individual para la muerte, pero particularmente el cáncer, era "racionalidad y anti-emocionalidad", señalando que, en ausencia de represión de ira, los fumadores no tenían riesgo de cáncer de pulmón.

Otro estudio prospectivo a largo plazo de estudiantes de medicina realizado en Johns Hopkins también concluyó que "nuestros resultados parecen estar de acuerdo con los hallazgos de que los pacientes con cáncer tienden a negar y reprimir los impulsos y las emociones conflictivas en mayor grado que  otras personas".

Y otro estudio longitudinal sobre el cáncer de mama concluyó que "la propagación neoplásica se asocia con un estilo de personalidad represivo, una expresión reducida de afecto negativo, impotencia-desesperanza, estrés crónico y soñar despierto con comodidad".

Quizás el cáncer es una experiencia altamente personal, en lugar de un diagnóstico, un modelo de tratamiento y pronóstico que no explica de ninguna manera estas variantes caracterológicas.

¿Por qué las células cancerosas inactivas se activan?

Aparentemente, según las autopsias, hasta el 30% de nosotros sobrellevamos cánceres de mama microscópicos, entonces ¿qué convierte esos cambios celulares en cáncermortal?¿Cuáles son las condiciones para que comience este proceso?

La increíble investigación longitudinal ha respaldado que un 75-78% de los que tienen evidencia clínica de cáncer o que han fallecido lo han hecho por ira reprimida o un largo período de desesperanza.

Para complicar las cosas, Maté cita datos que sugieren que los pacientes con cáncer de mama aparentemente sin estrés tienen  más  probabilidades de morir en el seguimiento. El pensamiento positivo y las emociones no son lo mismo que la alegría genuina, aclara. Son una técnica de distracción del terreno emocional. Desafían el significado y la importancia de una serie de emociones "negativas" que informan a nuestro ser auténtico, que se requiere una expresión esencial para la salud vital.

El pensamiento negativo nos permite mirar inquebrantablemente en nuestro propio beneficio lo que no funciona. Hemos visto en estudio tras estudio que los pensadores positivos compulsivos son más propensos a desarrollar enfermedades y tienen menos probabilidades de sobrevivir. El pensamiento positivo genuino, o el ser más profundo y positivo, nos autoriza a saber que no tenemos nada que temer de la verdad.

Entonces, ¿qué es lo que una buena persona tiene por hacer?

Maté nos educa sobre el objetivo de una amplitud de experiencia emocional más completa y cómo enredarnos con emociones que nos asustan.

El escribe:

La competencia emocional requiere:

  • La capacidad de sentir nuestras emociones, de modo que nos demos cuenta cuando estamos experimentando estrés;
  • La capacidad de expresar nuestras emociones de manera efectiva y de ese modo afirmar nuestras necesidades y mantener la integridad de nuestros límites emocionales;
  • La facilidad para distinguir entre reacciones psicológicas que son pertinentes a la situación actual y aquellas que representan residuos del pasado. Lo que queremos y exigimos del mundo debe ajustarse a nuestras necesidades actuales, no a las necesidades inconscientes e insatisfechas de la infancia. Si las distinciones entre el pasado y el presente son borrosas, percibiremos la pérdida o la amenaza de pérdida cuando no exista ninguna y
  • La conciencia de esas necesidades genuinas que sí requieren satisfacciones, en lugar de su represión por obtener la aceptación o la aprobación de los demás.

Si ese es el objetivo, aquí hay algunos consejos para trabajar para lograrlo:

Verdadera prevención

¿Piensa que las mamografías, los exámenes de PSA y los ultrasonidos de tiroides son prevención? Piensa otra vez. Los datos son claros de que el cribado es un camino directo hacia las intervenciones innecesarias y la morbilidad inventadas por las mismas industrias que se benefician del tratamiento farmacéutico a largo plazo.

La verdadera prevención se parece más al auto-amor dedicado.

La prevención puede comenzar exhibiendo una profunda consideración por usted mismo, todos los días. Envíe a su cuerpo, mente y espíritu una señal de seguridad desde múltiples direcciones. Desde mi perspectiva, podemos considerar la meditación,la desintoxicación y la buena nutrición integral. Esta es una práctica de empoderamiento y una que  deja espacio  para que las emociones fluyan a través del terreno como ráfagas de viento, cuando sea necesario. No hay nada que golpear una vez que te despejas así, simplemente se mueven.

Deje de preocuparse y sienta curiosidad

Si aparecen síntomas o incluso un diagnóstico, atienda  con curiosidad. La preocupación no sirve nada. De hecho, perpetúa la respuesta al estrés que puede estar impulsando toda la lucha por su  salud. Pregunte qué debe exponer, honrar  y equilibrar. Luego encuentre el enfoque, la medicina o la curación que explique lo pueda aprender sobre sus necesidades más profundas. Acepte la invitación a ser real con usted mismo y comience de nuevo para que pueda experimentar la maravilla de ser verdaderamente usted mismo, plenamente expresado.

Practique la aceptación radical

Acepta lo que es, eso no significa que te deba gustar, solo que comienzas primero reconociendo que lo que es, ES. Diga,  sí, esto está sucediendo. Luego proceda desde allí. Acepte sus fallas, errores, deficiencias. Acepte  sus síntomas, sus consecuencias e impacto. Acepte y aprende de todo lo que no sabes. Deja que esté bien.

Siente la sensación

Necesitamos sentir. Cuando lo negamos, luchamos, le decimos que no, se pudre y se transforma en síntoma  físico como para encontrar otra forma de decirnos que todo  en nuestro  yo es aceptable. Cuando tenga fuertes emociones, descárguelas con  su cuerpo. Haga ejercicio, ponga música y baile , participe en una práctica de movimiento oriental . Observe en qué parte de su cuerpo lo siente y obsérvelo. Se moverá y se transformará. Así es como salimos de los  estados  "racionales" y desequilibrados que pueden llevar a nuestros cuerpos a expresarse a través de estados de enfermedad.

Abrazar la sombra

Haga espacio, en todas las etapas de la vida, para sentir la oscuridad y la "negatividad". Explore, siéntala, obsérvela. Comprenda que cada persona está construida por polaridades. Podemos tener algunas cualidades más dominantes que otras, pero lo contrario está ahí en alguna parte. Cuando las personas o las experiencias nos hacen enojar, es  nuestra  ira la que provocan. Y esa ira necesita expresión. Quiere y necesita sentirse.

Intente llevar a cabo una práctica de 40 días de  Puños de ira  : una meditación kundalini que moverá esa energía a través de usted y hacia afuera. Comience con solo 3 minutos por día como la mejor prevención contra el cáncer en la que puede invertir.(Abajo hay un Ejercicio parecido)

A medida que nos adentramos en este tiempo increíble en el que la ciencia  nueva refleja la sabiduría más antigua, simultáneamente estamos aprendiendo que llegar a ser “completo” es tan simple como finalmente ser dueños de nosotros mismos y nuestra experiencia completa sin desdeñar nada.

La Dra. Brogan trabaja en Psiquiatría / Medicina Psicosomática / Psiquiatría Reproductiva y Medicina Integral Holística, y practica la Medicina Funcional, un enfoque de la enfermedad como una manifestación de sistemas interrelacionados múltiples. Después de estudiar Neurociencia Cognitiva en el MIT, y recibir su MD de la Universidad de Cornell, completó su residencia en Bellevue / NYU. Es uno de los únicos médicos del país con formación psiquiátrica perinatal que adopta un enfoque holístico basado en la evidencia en el cuidado de los pacientes con un enfoque en medicina y nutrición ambiental. También es madre de dos hijos y un partidario activo de la experiencia del parto de las mujeres. Es la directora médica de Fearless Parent y miembro de la junta asesora de GreenMedInfo.com . Visite su sitio web .

http://www.greenmedinfo.com/blog/what-your-greatest-cancer-risk

 

Leer más…

IKIGA: LA FILOSOFÍA DE VIDA DE QUIENES LLEGAN A LOS 100 AÑOS

Corría el otoño de 1942 cuando Viktor Frankl, un neurólogo y psiquiatra vienés, fue deportado al campo de concentración de Theresienstadt. Más tarde, en 1944, lo trasladaron a Auschwitz. Durante los tres años que pasó en aquellos infiernos, se dedicó a reconfortar a los prisioneros para prevenir los suicidios. Así se percató de que las personas que tenían mayores probabilidades de sobrevivir en aquellas condiciones de sufrimiento extremo, eran quienes tenían una razón para vivir.

En el año 2008 investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de Tohoku constataron un fenómeno similar en un contexto completamente diferente. Publicaron lo que se conoce como el “estudio Ohsaki”, en el que analizaron a 43.391 personas a lo largo de siete años, durante los cuales se produjeron 3.048 muertes.

Descubrieron que los hombres y las mujeres con ikigai vivían más, no solo tenían un menor riesgo de morir por problemas cardiovasculares sino también por causas externas. Un estudio posterior llevado a cabo en la Universidad Médica de Iwate en el que se les dio seguimiento a más de 73.000 personas durante cinco años, llegó a las mismas conclusiones. 

¿Qué es el Ikigai?

Todo parece indicar que, además de la dieta, otro de los secretos de la longevidad de los japoneses, en especial de los centenarios que viven en Okinawa, radica precisamente en el ikigai, una motivación vital, algo que les da fuerzas para levantarse todas las mañanas y seguir viviendo.

La palabra ikigai proviene de los vocablos ikiru y kai. Ikiru significa vivir y kai hace referencia a la materialización de lo que uno espera. Por tanto, este concepto puede traducirse como “una razón para ser”. Según esta filosofía, todos tenemos un ikigai, pero no todos lo descubrimos porque es necesario una búsqueda profunda que implica un viaje introspectivo de autodescubrimiento.

Abraham Maslow había hecho referencia a esa razón de ser al escribir: “Un músico debe componer canciones, un artista debe pintar y un poeta debe escribir, si quieren vivir en paz consigo mismo. Lo que un hombre puede ser, debe serlo”.

No se trata de buscar la felicidad sino de encontrar lo que hacemos bien y nos apasiona

El objetivo último del ikigai no es la felicidad. De hecho, Japón se ubica en el puesto 51 de los países más felices del mundo. Se trata de un detalle interesante ya que se ha apreciado que quienes buscan la felicidad tienen un mayor riesgo de obsesionarse con ella y ser infelices. La presión por ser felices y el escrutinio constante de nuestras reacciones emocionales suele generar el efecto opuesto y hacer que nos sintamos más insatisfechos y desgraciados.

El objetivo del ikigai es descubrir aquello en lo que somos realmente buenos, que nos reporta placer cuando lo realizamos y que puede aportar algo al mundo. Cuando encontramos nuestro lugar en el mundo y nos sentimos satisfechos, en vez de andar dando tumbos por la vida, la felicidad llega sola. De hecho, una persona puede sentir el ikigai incluso en los días más oscuros porque la adversidad no les arrebata esa profunda convicción ni su pasión.

Cuando encontramos ese propósito todo nos resulta más fácil y placentero, nos divertimos haciendo nuestro trabajo y nos sentimos útiles porque aportamos algo al mundo. Eso genera una agradable sensación de empoderamiento, además de eliminar gran parte del estrés. 

De hecho, varios estudios han comprobado que las personas que refieren haber encontrado una razón de ser tienen una mayor habilidad para integrar las experiencias vitales estresantes experimentando menos conflictos e incertidumbre. Esta habilidad se expresa en una disminución de la ansiedad, así como en una menor activación del sistema nervioso simpático durante los sucesos adversos.

Para encontrar nuestro ikigai también es importante que sintamos que estamos aportando algo valioso a quienes nos rodean, ya que de lo contrario puede sobrevenir la frustración. Nuestro aporte puede ser desde una ayuda directa para solucionar un problema concreto hasta la transmisión de conocimiento, generar alegría o proporcionar sosiego en medio del caos.

Este gráfico muestra el punto exacto en el que encontramos el ikigai:

 

 

¿Cómo encontrar tu ikigai?

En la vida cotidiana, no siempre es fácil encontrar momentos de instrospección. A veces los hábitos, compromisos y presiones nos llevan por un camino que no es el más adecuado para nosotros. Si eso nos sucede, no es extraño que nos sintamos deprimidos, suframos ataques de pánico o experimentemos una profunda frustración o insatisfacción con la vida.

De hecho, quienes llevan muchos años realizando un trabajo que no les gusta o sometiéndose a compromisos sociales que no le satisfacen, suelen pensar que no tienen un ikigai, que no poseen habilidades especiales ni objetivos que cumplir en la vida. Eso se debe a que se han alejado demasiado de sus habilidades innatas y han perdido la conexión con ese sexto sentido para la felicidad. 

Sin embargo, nunca es demasiado tarde para buscar nuestro lugar en el mundo. Existen algunos momentos clave en la vida que facilitan emprender ese camino de búsqueda, uno de ellos es la adolescencia, cuando estamos intentando encontrar nuestro lugar en el mundo y un motivo por el que merezca la pena vivir. No obstante, en este momento no todos logran encontrar su ikigai ya que es muy fácil dejarse influenciar por el discurso normativo del éxito.

Otro momento importante es cuando estamos atravesando por una crisis. Por ejemplo, si hemos perdido el trabajo o nos proponemos cambiar de ciudad o país, es un momento ideal para que nos preguntemos a qué queremos dedicarnos realmente. En las peores crisis, cuando todo se ve negro, puede ser más fácil encontrar el ikigai puesto que tenemos menos que perder y los lazos sociales que nos atan se debilitan. Podemos aprovechar esas situaciones aparentemente negativas para darle un vuelco positivo a nuestra vida.

Estas preguntas pueden ayudarnos a encontrar esa razón de ser:

 

- ¿Con qué te sientes realmente cómodo? Hay personas que se sienten cómodas relacionándose con las demás, otras prefieren actividades más solitarias. Hay quienes aman el riesgo, a otras les da pavor. La idea es que encuentres eso con lo que te sientes cómodo, tan a gusto que te hace sentir que “has nacido para ello”.

- ¿Con qué actividades el tiempo pasa volando? Responder a esta pregunta te permitirá entrar al “estado de flujo” al cual se refiere Mihaly Csikszentmihalyi. Se trata de buscar esa actividad en la que te sumerges por completo, en la que pierdes la noción del tiempo porque toda tu concentración está puesta en lo que estás haciendo. Y lo disfrutas.

- ¿Qué te resulta fácil hacer? Todos tenemos habilidades diferentes, cosas que se nos dan mejor. Se trata de encontrar eso que te viene con facilidad, sin importar cuán intrascendente pueda parecerte en un primer momento. Todas las habilidades pueden encauzarse en actividades útiles que te reporten satisfacción.

- ¿Qué te gustaba cuando eras niño? A medida que crecemos, nos distanciamos de las cosas que más nos gustaban y nos reportaban auténtica satisfacción para plegarnos al deber y la responsabilidad. Sin embargo, todos de niños teníamos “dones naturales”, cosas en las que éramos buenos y nos reportaban una enorme felicidad. Lo que ocurre es que muchos de esos talentos se silencian en la adultez. Para encontrar el ikigai, a veces solo hay que echar la vista atrás.

De la "revelación trascendental" a la práctica mundana

En esa búsqueda debemos ser conscientes de que el ikigai no siempre es una "gran revelación interior" que nos motiva a cambiar radicalmente vida, también puede consistir en mirar con otros ojos nuestra realidad, encontrando en ella los motivos para sentirnos plenos. De hecho, para los japoneses las pequeñas alegrías cotidianas son las que nos llevan a nuestra meta final en la vida.

Un estudio realizado en la Universidad de California corrobora esta idea. Estos psicólogos descubrieron como las personas con ikigai saben adaptarlo a las circunstancias, encontrando en cada situación una manera para desplegar sus mejores habilidades ayudar a los demás. De hecho, a veces lo más difícil no es encontrar el ikigai sino mantenerlo a lo largo de los avatares de la vida.

El secreto radica en conectar contigo, encontrar lo que te apasiona y descifrar cómo puedes llevarlo a la práctica en tus circunstancias, aportándole valor a los demás. Cuando lo logras, el resto de las cosas que deseas llegarán solas.

https://www.rinconpsicologia.com/2017/11/ikigai-filosofia-de-vida.html

Fuentes:

Ishida, R. (2011) Enormous Earthquake in Japan: Coping with Stress Using Purpose-in-Life/Ikigai. Psychology Scientific Research; 2(8): 773-776.

Tanno, K. et. Al. (2009) Associations of ikigai as a positive psychological factor with all-cause mortality and cause-specific mortality among middle-aged and elderly Japanese people: Findings from the Japan Collaborative Cohort Study. Journal of Psychosomatic Research; 67(1): 67-75.

Sone, T. et. Al. (2008) Sense of life worth living (ikigai) and mortality in Japan: Ohsaki Study. Psychosom Med; 70(6):709-715.

Ishida, R. (2006) Effects of a firm purpose in life on anxiety and sympathetic nervous activity caused by emotional stress: assessment by psycho-physiological method. Stress & Health; 22(4): 275–281.

Yamamoto-Mitani, N. & Wallhagen, M. I. (2002) Pursuit of psychological well-being (ikigai) and the evolution of self-understanding in the context of caregiving in Japan. Cult Med Psychiatry; 26(4): 399-417.

Leer más…

Comidas Anti-ansiedad - por Catherine Guthrie

Traducido del inglés por Tahíta desde…https://experiencelife.com

Estas cuatro estrategias nutricionales pueden ayudar a mantener un estado mental más tranquilo.

Vivimos en tiempos de ansiedad Casi uno de cada cinco estadounidenses ha sido diagnosticado con ansiedad, aunque el número real es probablemente mucho mayor: se estima que dos tercios de los pacientes no buscan ayuda médica. Los expertos han vinculado esta epidemia a una compleja maraña de factores externos e internos. La genética, la química cerebral y las circunstancias de la vida desempeñan papeles relevantes. Como resultado, también lo hacen nuestros hábitos alimenticios.

"La dieta estadounidense promedio promueve la ansiedad", dice el psiquiatra James Gordon, fundador del Centro de Medicina Mente-Cuerpo en Washington, DC, y autor de Unstuck: su guía para el viaje de siete etapas fuera de la depresión .

Inundada con grasas no saludables y azúcar y harinas refinadas, nuestra ingesta diaria de alimentos procesados ​​crea condiciones bioquímicas que debilitan la resiliencia emocional y estimulan la ansiedad.

"Este es un sistema dinámico en la intersección de la psicología, la biología, la digestión y el sistema nervioso", explica Gordon.

La naturaleza multifacética de la ansiedad requiere un enfoque global del tratamiento. Millones obtienen alivio de los medicamentos, que en muchos casos salvan vidas. Pero, aunque estos medicamentos tratan los síntomas, no abordan las causas de raíz de la ansiedad .

"La dieta es la única forma en que el cerebro obtiene lo que necesita para fabricar los químicos que llamamos neurotransmisores", dice el psiquiatra integrante Henry Emmons, autor de The Chemistry of Calm . "Experimentar con alimentos integrales y aprender a nutrir su cuerpo y su cerebro a través de la nutrición puede ayudarlo a recuperar su estado natural de salud".

El cerebro produce neurotransmisores: serotonina, dopamina, norepinefrina y ácido gamma-amino-butírico (GABA), que son los ingredientes básicos del estado de ánimo. Estos transmiten señales a través del sistema nervioso del cuerpo, incluido el tracto digestivo, que también es el lugar de origen de muchos neurotransmisores (hasta el 95 por ciento de su serotonina se produce aquí). Mantener un cerebro y un intestino sanos es vital para mantener la ansiedad a raya.

"Lo que incorporamos a nuestro cuerpo hoy se convierte en nuestro cerebro del mañana", sostiene Emmons.

Los síntomas de ansiedad varían y pueden incluir inquietud, tensión muscular, tensión, irritabilidad, problemas para dormir y miedo y pánico intensos. Cualquiera que sea el síntoma que experimente, tendrá más control sobre su bienestar emocional de lo que pueda darse cuenta.

Las siguientes estrategias nutricionales pueden ayudarlo a aliviar los síntomas y desarrollar una mayor capacidad de recuperación para que pueda enfrentar mejor los factores estresantes de la vida.

Estabilizar el azúcar en la sangre

Un cerebro tranquilo requiere niveles estables de azúcar en la sangre, dice el médico naturópata Alan Christianson, autor de The Adrenal Reset Diet . La glucosa (una forma de azúcar) se produce a partir de la digestión de carbohidratos y circula a través de su torrente sanguíneo para alimentar todas las células del cuerpo. Es vital para el funcionamiento de los neurotransmisores, lo que significa que tiene un efecto importante en el estado de ánimo.

Debido a que su cerebro está tan lleno de nervios, consume la mitad de la glucosa de su cuerpo en cualquier momento. Pase demasiado tiempo sin comer, y su cerebro puede quedarse sin combustible. Cuando eso sucede, su cuerpo libera cortisol, una hormona del estrés que se activa con enzimas que provocan más producción de glucosa.

"El cuerpo produce más glucosa al usar cortisol para extraer proteína del tejido muscular", explica Christianson. "Retrasar las comidas activa una demanda constante de producción de cortisol , que descompone el tejido muscular y deja el azúcar en la sangre menos estable".

Este aumento de cortisol puede dejarlo nervioso e irritable, sensaciones que se parecen mucho a la ansiedad.

Los bocadillos azucarados engañan a las células cerebrales para que liberen el neurotransmisor calmante serotonina. "Es por eso que anhelamos carbohidratos y dulces cuando estamos estresados", explica Emmons.

Pero esta estrategia finalmente fracasa. Los dulces, así como otros carbohidratos refinados, hacen que el páncreas libere la hormona insulina para expulsar el azúcar de la sangre hacia las células. La caída de azúcar en la sangre resultante también se siente como ansiedad: fatiga, mareos, palpitaciones del corazón.

Estrategias calmantes

Los expertos recomiendan evitar azúcares refinados y almidones y alimentar tu cerebro cada pocas horas con alimentos ricos en nutrientes, incluidos carbohidratos complejos (verduras, frutas, legumbres, cereales), grasas saludables saciantes (piense en aguacates) y proteínas de alta calidad, como frijoles o semillas (Para obtener más orientación dietética, consulte "Comer para la calma" a continuación).

Cultivar neurotransmisores calmantes

La proteína no solo estabiliza el azúcar en la sangre, sino que sus componentes principales, los aminoácidos, ayudan a su cuerpo a producir serotonina, dopamina y otros neurotransmisores.

La proteína de la dieta contiene varios aminoácidos esenciales, algunos que contribuyen a una sensación de calma y otros que excitan el sistema nervioso. La fenilalanina, por ejemplo, estimula el cerebro al crear norepinefrina, un neurotransmisor que contrae los vasos sanguíneos y aumenta la presión arterial, que necesita para la respuesta de lucha o huida. (La investigación sugiere que varias formas de fenilalanina pueden tratar efectivamente los síntomas de la depresión).

El aminoácido triptófano, mientras tanto, en última instancia tiene un efecto calmante. Pero debido a que es más pequeño que sus equivalentes de aminoácidos, el triptófano tiende a tener dificultades para pasar desde la sangre al cerebro, donde puede ayudar a calmarlo.

"El truco es mantener la glucemia estable para que el transporte de nutrientes continúe el tiempo suficiente como para dar al triptófano una oportunidad", explica Emmons.

Estrategias calmantes

Coma comidas más pequeñas que giren alrededor de proteínas de origen vegetal, como los frijoles y otras legumbres, que disminuyen la digestión.

Los científicos no están de acuerdo con la efectividad de consumir alimentos con alto contenido de triptófano para combatir la ansiedad, pero si desea experimentar, considere incorporar salmón  y huevos en su dieta.

Inflamación Sistémica

Uno de los factores más importantes de la ansiedad puede ser la inflamación sistémica. "La inflamación es la piedra angular de todo lo malo que no desea experimentar, incluida la ansiedad crónica", dice el neurólogo David Perlmutter, autor de Brain Maker: El poder de los microbios intestinales para sanar y proteger su cerebro de por vida .

Una amplia investigación sugiere que un intestino sano promueve una mente tranquila. Los dos se comunican a través del nervio vago, el más largo de los 12 nervios craneales en el cuerpo que se extiende desde el cerebro hasta el abdomen. Trillones de bacterias en el intestino dirigen la función de las células a lo largo del nervio vago, comunicándose a través de neurotransmisores.

Para seguir explorando cómo la salud mental está influenciada por el intestino, los investigadores están experimentando con formas de aumentar el estado de ánimo mediante la promoción de un microbioma intestinal equilibrado. Una vía de promover este equilibrio son los probióticos.

En un estudio reciente publicado en Psychology Research , los científicos informaron que los participantes que comieron más alimentos fermentados ricos en probióticos tenían menos síntomas de ansiedad social.

Los autores especularon que los probióticos en estos alimentos pueden haber reducido la ansiedad de los participantes al calmar la inflamación en el intestino y fortalecer las coyunturas entre las células del revestimiento intestinal. Las coyunturas saludables evitan que las partículas microscópicas de alimentos se filtren y activen el sistema inmune y la respuesta inflamatoria.

Estudios como este refuerzan la creencia de Perlmutter de que la ansiedad es un trastorno inflamatorio con origen en el intestino. "Estamos empezando a darnos cuenta de la relación entre el intestino y el cerebro y la relación funcional entre el microbioma y el estado de ánimo", dice. 

Estrategias calmantes

"Para mantener la flora intestinal sana, todos los signos apuntan a la importancia de comer una dieta rica en nutrientes y alimentos integrales", dice Lisa Nelson, directora de educación médica en el Centro Kripalu de Yoga y Salud en Stockbridge, Massachusetts.

También trate de comer alimentos ricos en probióticos como yogur, chucrut, kéfir y kombucha, así como también alimentos prebióticos como cebollas cocidas y crudas,  puerros crudos, achicoria, espárragos y ajo, que parecen influir en la salud mental. 

Enfócate en las grasas saludables

La grasa constituye casi el 60 por ciento de su cerebro y ayuda a modular la ansiedad al permitir que los neurotransmisores se muevan de manera rápida y eficiente de la neurona a la neurona. Dos grasas de la dieta, ácidos grasos esenciales omega-6 y omega-3, juegan un papel vital en la salud del cerebro. Debido a que su cuerpo no puede fabricar estas grasas por sí mismo, debe obtenerlas de los alimentos.

En términos generales, los omega-6 desempeñan un papel proinflamatorio (desencadenando hinchazón y coagulación de la sangre en respuesta a una lesión, por ejemplo), mientras que los omega-3 son antiinflamatorios. Cuando se consumen en el equilibrio correcto (los expertos recomiendan una relación de  4: 1 y 2: 1), los omega-6 y los omega-3 regulan la respuesta inflamatoria de su cuerpo.

Desafortunadamente, nuestra dieta occidental estándar ofrece hasta 45 veces más omega-6 que omega-3; alimentos procesados ​​y refinados tienden a tener altas concentraciones de omega-6. Esto puede crear un estado de inflamación sistémica que es un factor clave de ansiedad.

Un sistema inmune que siempre está alerta tensiona cada célula de su cuerpo. Dentro de tu cerebro, la inflamación estimula la amígdala, el centro de miedo y ansiedad. Marca la ansiedad al impedir el movimiento de los neurotransmisores dentro de las paredes celulares.

Los omega-3 antiinflamatorios funcionan para mantener las células cerebrales permeables y el movimiento de los neurotransmisores ágil y rápido.

Estrategias calmantes

"Una de las mejores cosas que puede hacer para la ansiedad es comer más grasas omega-3", dice Emmons. Administre la inflamación con una dieta alta en fuentes de alimentos integrales de omega-3, incluidos peces de agua fría como el salmón, el arenque y las sardinas, así como nueces, semillas y verduras de hoja verde; evite los alimentos procesados ​​y envasados, que son ricos en fuentes refinadas de omega-6.

Cafeína y ansiedad

Si eres propenso a los pensamientos acelerados, las palpitaciones del corazón o las palmas sudorosas, es posible que ya hayas descubierto que la cafeína exacerba la ansiedad.

"No considero que la cafeína sea una toxina para la mayoría de las personas, pero puede ser perjudicial cuando su cerebro está hiperactivo", dice Henry Emmons.

La cafeína aumenta la ansiedad de varias maneras. Primero, interfiere con el arco de cortisol normal de su cuerpo. El cortisol es el estimulante natural del cuerpo: una curva saludable llegará a su punto máximo en la mañana cuando se despierte y disminuya gradualmente durante el día. La cafeína puede mantener su cortisol acelerado.

En segundo lugar, le hace tomar el primer lugar en lugar de cederlo a la adenosina, un neurotransmisor calmante. En tercer lugar, engaña a su cuerpo para que libere epinefrina y norepinefrina, lo que desencadena la respuesta de lucha o huida del cuerpo.

"La mayoría de la gente se maneja bien con pequeñas cantidades de cafeína de forma semirregular", dice Alan Christianson. Sin embargo, alienta a las personas que experimentan estrés suprarrenal a eliminar la cafeína, al menos temporalmente, porque además de amplificar la respuesta de lucha o huida del cuerpo, compromete la calidad del sueño.

Si crees que la cafeína contribuye a tu ansiedad, reduce el consumo durante una semana y observa cómo te sientes. Intenta reducir a la mitad el consumo diario normal de café o mezcla con  descafeinado. Si bebe té negro, cambie al verde, que es más bajo en cafeína y contiene polifenoles, antioxidantes que pueden ayudar a proteger las neuronas de su cerebro.

Comer para la calma

La comida tiene un profundo impacto bioquímico en el estado de ánimo y la capacidad de recuperación, dice Lisa Nelson, MD, directora de educación médica en el Centro Kripalu de Yoga y Salud. "Comer alimentos integrales que mantienen los niveles de azúcar en la sangre estables y dan  un equilibrio de macro y micronutrientes es increíblemente estabilizador". Las siguientes son recomendaciones dietéticas para controlar la ansiedad:

• Obtenga muchas proteínas a base de plantas, con énfasis en los frijoles (rojo, negro, pinto, aduki,). Los frijoles son una gran fuente de fibra y antioxidantes, dos excelentes combatientes de la inflamación.

• Coma alimentos ricos en magnesio, como almendras, espinacas, anacardos, semillas de calabaza y aguacates. El magnesio es esencial para más de 300 reacciones bioquímicas en el cuerpo que controlan las funciones metabólicas diarias, incluida la inflamación.

• Tome  vitaminas B- Una fuerte evidencia vincula la ansiedad con las deficiencias en B12 y B9 (folato), específicamente. Se puede encontrar vitamina B12 en alimentos vegetales en pequeñas cantidades. Algunos de estos alimentos son: levadura de cerveza, algas, hogos comestibles, germen de trigo y soja. Alimentos de origen vegetal con vitamina B12 pueden ser los cereales enriquecidos con vitaminas. Tres cuartos de una taza de cereales enriquecidos con vitaminas (30 gramos) puede contener hasta 6,4 miligramos. Los vegetarianos estrictos, deben tomar suplementos para mantener unos niveles adecuados de esta vitamina ya que no es posible obtenerla de forma natural en cantidades suficientes. Fuentes de ácido fólico incluyen espinacas, espárragos y lentejas. 

• Reduzca su ingesta de carbohidratos refinados, lo que lo puede llevar a un círculo vicioso de picos y caídas de azúcar que promueven la ansiedad. Para calmar un antojo de azúcar, pruebe el chocolate negro. "Obtendrás un poco de liberación de serotonina pero no lo suficiente como para disparar un alto nivel de azúcar y un choque resultante. Además, los antioxidantes combaten la inflamación ", dice Nelson.

• Consuma una variedad de carbohidratos de alta calidad, que incluyen arroz integral, patatas y calabaza. La diversidad de la fibra es fundamental para ayudar a la flora intestinal a controlar el cortisol y su primo, la cortisona, dice Alan Christianson.

¡AYUDA  EXTRA!

Hierbas y medicinas naturales para la ansiedad

"La ansiedad va de la mano con la vida moderna", dice Aviva Romm, MD, autor de The Adrenal Thyroid Revolution . Además de hacer cambios en la dieta en apoyo de una mente tranquila, Romm recomienda hierbas para tratar los síntomas de la ansiedad. Sus favoritos incluyen:

Lavanda : Una de las hierbas contra la ansiedad más populares y mejor estudiadas, el aceite esencial de lavanda puede agregarse a un baño, rociarse sobre una almohada o diluirse y frotarse en las sienes para promover la relajación a través de la aromaterapia. La lavanda también se puede tomar internamente en forma de tintura madre.

Leonurus cardiaca(cola de león, mano de santa maría): Este suplemento herbal se ha usado con seguridad para combatir la ansiedad. Tiene menos investigación científica detrás que lavanda, pero Romm ha encontrado que es de acción rápida. "Es mi favorita para los momentos de ansiedad o cuando me siento abrumado o estresado", dice. Se puede tomar como infusión, aunque su amargura lo hace más adecuado para la tintura. 

 Hongos Reishi: los médicos chinos usan hongos reishi (también conocidos como ling zhi ) para una amplia variedad de desequilibrios, incluida la ansiedad. Estos hongos son particularmente buenos para el insomnio y el malhumor relacionados con la ansiedad, dice Romm. Debido a que la hierba funciona bien para problemas de sueño, intente tomarla antes de acostarse. Los reishi se toman con mayor frecuencia como tintura. 

Ashwagandha o  Withania somnífera  : una hierba que ayuda al cuerpo al equilibrar el funcionamiento de las glándulas suprarrenales. Mientras que muchos adaptógenos son estimulantes,la ashwagandha calma el sistema nervioso. Mejor utilizada para la ansiedad, la fatiga, el pensamientodisperso y el insomnio inducido por el estrés,  es una de las hierbas favoritas de Romm para pacientes con ansiedad. Generalmente se la encuentra como tintura o cápsula.

Nota de seguridad: para la ansiedad generalizada, la mayoría de las personas sanas no necesitan consultar con sus proveedores de atención médica para probar estas hierbas. Experimente con una o más y vea qué funciona mejor. 

Catherine Guthrie es editora colaboradora de Experience Life .

https://experiencelife.com/article/anti-anxiety-eating

 

Personalmente recomiendo la Tintura Madre de Lúpulo, que utilizo a diario♥

Tahíta

 

Leer más…

Cáncer. Más Allá del Síntoma

La casualidad es el nombre que Dios se da cuando quiere que se le reconozca.
 
Albert Einstein
 
El dolor y las consecuencias negativas de una enfermedad tienen siempre la misma intensidad que el dolor vivido por el alma al no poder satisfacer sus necesidades.
 
Lise Bourbeau
 
Nuestro estado corporal y la manera de pensar y de vivir están conectados. Todo  lo que ocurre en el mundo físico es un reflejo de lo que nos ocurre en los niveles emocionales y mentales. Cuanto más grave es un problema de salud o cualquier otro problema en nuestra vida, más claro hemos de ver que algo voluminoso e importante se esconde en nuestro interior. Algo nos impide escucharnos y puede que ese algo sea la falta de amor hacia nosotros mismos, el permiso para ser lo que somos, instante en instante.
 
El desarrollo del cáncer depende también de lo que ocurre en nuestro interior, de nuestra manera de afrontar los conflictos y relacionarnoscon nosotros mismos y nuestros semejantes. Una enfermedad tan grave nos indica también que somos dirigidos por nuestra mentey no por nuestro corazón, que no nos hemos escuchado y eso nos hace sentirnos impotentes, insatisfechos y frustrados. Hemos dejado de vivir nuestra propia vida, para ser la vida de “otros”.
 
El Universo está siempre en funcionamiento. Con un motón de creencias limitantes encima, nos situamos muy lejos de lo que nuestro corazón necesita. Como formamos parte del inconsciente colectivo, constantemente atraemos personas y circunstancias, que nos ayudan a tomar conciencia de partes de nosotros que nos son difíciles de aceptar. Ante la presencia del otro, nuestro interiorse queda al descubierto. Cada otro es un nosotros mismos, ante la evidencia de algo que nunca podríamos haber visto sin él, el otro nos enseña a conocernos. Esto nos invita a reconocer, a sentir y a abrazarlo todo con amor. Si rechazamos y volcamos hacia fuera nuestro dolor, si no nos hacemos eco del mensaje implícito, otras serán las vías para que dichos mensajes sean escuchados.
 
Muchas veces creemos que es el destino el que dirige nuestras vidas y nos toca estar enfermos, otras que el cáncer y otras enfermedades graves son genéticas o hereditarias, que simplemente, repetimos la biología de nuestros antepasados. Sin embargo, varios estudios, realizados en un gran número de niños adoptados, confirman que no es necesario ser hijo de padres biológicos para heredar su biología. Si los niños siguen el sistema de creenciasdespertado por sus progenitores, las enfermedades familiares se pueden desarrollar. Esto pone en evidencia que el entorno afecta a la expresión de nuestros genes.
 
La célula no produce al mismo tiempo todas las proteínas que le corresponden, por lo que hay mecanismos que “encienden” y “apagan” los genes y regulan su expresión. Tener una información genética que diga: cáncer, no nos hace obligatoriamente víctimas de la enfermedad. Decimos que el efecto de estos mecanismos de apagadoy encendido es epigenético, porque no está determinado por la información contenida en la secuencia del ADN, sino por las proteínasy otras sustancias químicas que rodean la célula y que afectan a la expresión de los genes. Estos mecanismos responden a distintos factores ambientales, sistemas de creencias, formas de vida, exposición a sustancias químicas, hábitos alimenticios...
 
Este entorno en el que la célula se expresa incluye pensamientos conscientes, emociones y creencias inconscientes. En nuestra infancia, aprendemos y reforzamos las creenciasde nuestras familias y estas conforman nuestra biología. Como afirma  Bruce Lypton, en “La biología de la creencia”, “al igual que en las células aisladas, el carácter de nuestra existencia se ve determinado no por nuestros genes, sino por nuestra respuesta a las señales ambientales que impulsan la vida”.
 
Somos nosotros los creadores de nuestro destino, somos nosotros los que decidimos seguir o no el mismo sistema de creencias que hemos aprendido, somos nosotros los que atraemos a nuestra vida todo lo que necesitamos para tomar conciencia. Esto convierte a la enfermedad en un camino de autoconocimiento, esto hace que abramos los ojos a la experiencia de enfermedades graves, como el cáncer y la convirtamos en una experiencia de sanación. Algo ha cambiado en nosotros cuando la curación se produce.
 
Nuestro cuerpo no es una máquina biológica, así que modificar la máquina, parte a parte, no puede modificar nuestra salud. Tampoco el cuerpo puede responder a las sustancias químicas activas que se encuentran en los medicamentos, y al adaptarse a ellos, que los médicos puedan modificar y controlar nuestra vida saludable. Ningún médico puede curarnos, simplemente, si éste es bueno, se convierte en un vehículo para que la curaciónsea posible.
 
Hoy se sabe que el reino de lo inmaterial, de lo no visible es decisivo a la hora de entender lo que nos pasa, se sabe que los pensamientos pueden dar forma al entorno mucho más que la materia física. Según el Dr. Lipton, el verdadero secreto de la vida no se encuentra en nuestro ADN, sino más bien, en los mecanismos de la membrana celular. Cada membrana celular tiene receptores que captan diferentes señales ambientales y este mecanismo controla la "lectura" de los genesdentro de las células. De esta forma, las células pueden optar por leer o no el mapa genético, dependiendo de las señales que reciben del medio ambiente.
 
Todo esto significa que no estamos controlados por nuestra composición genética, sino que la lectura genética, determinada principalmente por nuestros pensamientos, actitudes y percepciones, es decisiva a la hora tanto de enfermar, como de sanar. Cambiar nuestras percepciones, puede dar forma y controlar la propia lectura genética.
 
Los científicos han descubierto que según los comportamientos y las actitudes de las personas, el ADN cambia con el tiempo. La física cuántica dice lo mismo. Nuestra conciencia modela nuestro mundo. Una de las características del epigenoma es que no es estático y puede modificarse. A lo largo de nuestra vida, el epigenoma registra las experiencias de la célula, así como la influencia del ambiente sobre las mismas. Por lo tanto, el epigenoma  es diferente en los distintos tejidos y tipos celulares del organismo, cambia a lo largo de la vida o momento del desarrollo e incluso en los distintos estados de salud.
 
Si adoptamos nuevas actitudes y las ponemos en práctica durante al menos tres meses, se crean nuevas conexiones neuronales y nuestro ADN se modifica. Las nuevas conexiones indican nuevas creencias. No estamos encapsulados en el bagaje genético con el que venimos al nacer. Si se produce un cambioen nosotros, todo lo que percibimos cambia y la expresión física de nuestro cuerpo cambia también.
 
Desde hace tiempo, se ha podido establecer una conexióndirecta entre el cáncer y las emociones reprimidas o entre el cáncer y el estrés. Desde un punto de vista fisiológico, las emociones son descargas eléctricas, químicas y hormonales de nuestro sistema nervioso que afectan en gran medida a nuestro sistema inmunológico. Ante situaciones límite, nos pueden ayudar a permanecer con vida, pero el equilibrio entre el sistema nervioso, nuestro cerebro, las glándulas endocrinas y el sistema inmunológico es fácil de romper, ya que las emociones hacen de vínculo entre ellos.
 
Cuando no reconocemos nuestras emociones o no las dejamos ir, estamos en presencia de emociones reprimidas. Según la Dra. Kelly A. Turner,  investigadora y psicoterapeuta especializada en oncología integrativa, dejar ir las emociones reprimidas es fundamental para lograr una remisión total del cáncer. Turner muestra en su libro “Las 9 claves de la curacion natural del cancer y otras enfermedades.  Los nueve factores que comparten los pacientes de cancer que han sanado totalmente y contra todo pronóstico”. Que la dieta, el estrés, las emociones, la espiritualidad y otros factores afectan profundamente nuestra salud y nuestro bienestar, y explica que las remisiones en todos los casos de cáncer no son tan espontáneas como se dice.
 
En la gran mayoría de los casos, los pacientes contribuyen de manera muy activa a su curación, hacen cambios en su dieta, incluyen en ella, zumos y batidos verdes y llevan una alimentación basada en plantas y verduras. Además eliminan la carne, los lácteos, el azúcar y el trigo. Toman hierbas y ciertos suplementos que sirven para paliar las carencias nutricionales presentes en todos los casos de cáncer. Profundizan en su lado espirituala través de la meditación, la conexión con la naturaleza e incluso la oración. Toman el control de su salud, asumen y entienden que su salud está en sus manos y que depende de lo que hagan, de lo que coman, de lo que piensen, de cómo perciban la vida,…Siguen su intuición y no lo que otros piensan y dicen. Se liberan de las emociones reprimidas. Aumentan las emociones y los pensamientos positivos. Tienen apoyo social y tienen fuertes razones para vivir.
 
Lise Bourbeau añade que las emociones reprimidas están relacionadas a la herida de rechazo. La herida de rechazo se activó la primera vez que nos sentimos rechazados por alguien. En muchas ocasiones, ya estaba activa a la hora de nacer y es tan profunda que la mente se evade para no sentir el dolor que ésta provoca. Ésta es la herida más vinculada al cáncer, porque trae a nuestra vida un sentimiento muy grande de desvalorización, negatividad y un deseo inconsciente de ser amado, reconocido y aceptado, que se expresa en todas las situaciones de nuestra vida. El rechazado siente rechazopor todo y vuelca todo su malestar hacia el exterior. Al final, si su actitud sigue siendo esa, la vida le puede y un cáncerpuede aparecer.
 
Por otro lado, el estrés influye muchísimo en el desarrollo del cáncer. Tanto es así, que aumenta el riesgo de padecerlo en personas sanas y reduce las tasas de supervivencia de las personas que ya lo han desarrollado. Ante muchas situaciones, sentimos estrés, pero cuanto más nos desborden las circunstanciasy más nos sintamos impotentes, más posibilidades habrá de desarrollar un cáncer. Cuando estamos estresados se libera cortisol y adrenalina que estimulan la liberación de sustancias inflamatorias al sistema nervioso simpático y bloquean  a las  células NK, lo que favorece la aparición del cáncer.
 
Las prácticas más indicadas para liberar emociones reprimidas son la meditación, la gratitud, el tapping o EFT, y la escritura en forma de diario íntimo. En todas estas instancias lo que se busca es comenzar a identificar y trabajar patrones negativos de pensamientos y emociones, para llegar a cambiarlos.
 
Tener un cáncer es una oportunidad para transformarse. El amor hacia nosotros mismos y hacia la vida nos cura. Si hemos dejado de lado esas facetas de nuestra vida, la enfermedad vendrá a decirnos que debemos reconducir nuestro camino. Una vez conscientes, tomar esa decisión siempre es posible.
 
“Curarse es liberar todo lo que bloquea nuestra energía. Curarse es encontrar la libertad”
 
Lise Bourbeau
 
Las estadísticas no son más que pronósticos, no son juicios irrevocables. Es creer en ellas lo que las convierte en eso.
 
Lise Bourbeau
 
Mis Reglas Para Ser Feliz

  • Libera tu corazón del odio. Perdona viejos rencores y rencillas del pasado.
  • Libera tu mente de preocupaciones. Aprende a darle la importancia justa a las cosas, haz que los problemas te "resbalen."
  • Vive humildemente y sin grandes pretensiones. Olvídate del consumismo. Vive con poco.
  • Da más, sin la intención de recibir. Lo importante es que ofrezcas cosas que nosotros creemos valiosas e importantes. Espera menos.
  • Sustituye la tristeza y la depresión por alegría y entusiasmo. Sé siempre positivo.
  • Cambia el miedo y la ansiedad por paz y serenidad. Cambia la ira, la envidia y la frustración por paciencia y amor.
  • Amate intensamente y después ama a los demás. Ama a la vida. Aférrate a ella.
  • Toma el control de tu vida y de tu enfermedad. Tú debes ser parte activa de tu enfermedad. No te limites a que los médicos te prescriban un tratamiento. Pregunta, busca, indaga. Conviértete en un paciente activo.

  • Dale las gracias al cáncer. Suena tremendo, pero es así. Gracias a un proceso que te convulsiona la vida puedes darle la vuelta a tus creencias y reinventarte a ti mismo. El cáncer es una oportunidad para cambiar tu vida, reflexionar sobre el pasado y planear un presente y un futuro más espiritual, más consciente y armónico. El cáncer te ayuda a saber quiénes son tus verdaderos amigos y las personas que realmente te aman.
  • Vive en armonía con la naturaleza. Pasea por el campo y la playa con los pies descalzos. Siente la brisa en la cara y la humedad del suelo en tus pies. Si puedes trasládate a vivir al campo.
  • Disfruta de cada momento que te ofrece la vida. Disfruta de cada caricia, de cada sonrisa, de cada abrazo.
  • Viaja. Descubre nuevas y positivas experiencias. Al fin y al cabo eso es lo único que nos llevamos al morir.
  • Confía en tu poder para sanar. Nada es permanente excepto el cambio. Por eso, cualquier enfermedad es reversible. El poder está en nosotros.
  • Aprende a escucharte y confiar en tu instinto.
  • Practica la risoterapia. Ríete. Rodéate de quien te haga sonreír, no de quien te haga sufrir.
  • Aprende a decir No. Primero mira por ti y después por los demás.
  • Recuerda que nada ocurre por casualidad. Si estas reglas han llegado hasta ti es porque has deseado tener esta información.
  • Disfruta del momento y persigue tus sueños.

Odile Fernández
 
En España existe la Asociación de Oncología Integrativa. Por si os interesa visitar su web, os dejo el enlace http://www.oncologiaintegrativa.org/ .
 
Por si queréis conocer el tapping, como forma de liberar las emociones reprimidas, os dejo los siguientes vídeos:


Hablemos a solas - Tapping

¿Qué es el tapping? Video Tutorial en ESPAÑOL (completo)

FUENTES
 
El cáncer. Un libro que da esperanza. Lise Bourbeau. Ed. Sirio, 2013
 
Mis recetas anticáncer. Odile Fernández. Ediciones Urano, 2013
 
Las 9 claves de la curacion natural del cancer y otras enfermedades.  Los nueve factores que comparten los pacientes de cancer que han sanado totalmente y contra todo pronóstico. Kelly A. Turner. Ed. Gaia, 2015
 
Leer más…

Decreto para sanar las memorias uterinas

En estos tiempos en que la madre tierra necesita que la energía femenina, amordazada durante siglos, ejerza su papel sanador en esta nueva era, es momento de sanar, de forma individual y colectiva, el receptáculo creativo donde esta reside, nuestros úteros.

Es momento de limpiar memorias pasadas que impiden el nacimiento de una nueva humanidad, donde la energía masculina (también herida) y la energía femenina dancen al fin en compenetración para dar a luz una nueva Tierra.

Energía limitadora en nuestros úteros

Veamos primero de qué manera nuestros úteros se impregnan de energías limitadoras:

Carga transgeneracional

Las memorias de hasta 7 generaciones se traspasan de útero a útero, el sentir, los miedos, todo aquello por lo que nuestros ancestros femeninos tuvieron que pasar, llega hasta nosotras en forma de memorias, que piden ser sanadas aquí y ahora.

Impregnación de la energía sexual de nuestras parejas

Cuando tenemos una relación sexual, cuando existe un intercambio de fluidos vitales, nuestro útero receptor se impregna de la energía de la contraparte, almacenándola por largo tiempo.

Es por ello que se hace necesaria la plena consciencia a la hora de escoger a nuestras parejas, de la misma manera que exigimos la higiene en sus cuerpos, debemos tener un planteamiento más holístico, buscar la higiene energética que haga de la sexualidad el lugar de crecimiento, de elevación de la energía vital, que le corresponde.

Impregnación por proximidad

La proximidad con otras mujeres acompasa nuestro latido de energía femenina, como podemos comprobar en la sincronización de los calendarios menstruales entre aquellas mujeres que comparten piso, lo que nos fortifica y sana.

Por otra parte la proximidad continuada, con personas de baja vibración, enferma nuestros úteros que recogen esa energía contaminada.

Creencias limitantes, roles adquiridos, la presión social…

Todas aquellas “ideas” transmitidas en nuestra infancia, elaboradas por una sociedad patriarcal y consumista, sobre “cómo debería ser una mujer”, se asientan en nuestra mente inconsciente, impiden a nuestra verdadera esencia femenina manifestarse tal cual es, creando conflictos internos que nos enferman.

Sanación, reconciliación con nuestra esencia

Es momento de sanar, es momento de reconciliarnos con nuestra esencia, es momento de cocrear, con la energía masculina restaurada de nuestros hermanos, la fuerza de la nueva vida, juntos, conscientes…

Os proponemos una poderosa oración para la sanación de las memorias uterinas, que debemos realizar cada noche.

Colocamos la mano derecha en el corazón y la mano izquierda en el útero

Yo reconozco a la niña que hay en mí

Yo reconozco a la mujer que hay en mí

Yo reconozco a la mujer que es mi madre

Yo reconozco a la mujer que es mi abuela

Yo reconozco a todas las mujeres que habitan en mí

 

Yo pido perdón a la niña que hay en mí

Yo pido perdón a la mujer que hay en mí

Yo pido perdón a la mujer que es mi madre

Yo pido perdón a la mujer que es mi abuela

Yo pido perdón a todas las mujeres que habitan en mí

 

Yo perdono a la niña que hay en mí

Yo perdono a la mujer que hay en mí

Yo perdono a la mujer que es mi madre

Yo perdono a la mujer que es mi abuela

Yo perdono a todas las mujeres que habitan en mí

 

Yo agradezco a la niña que hay en mí

Yo agradezco a la mujer que hay en mí

Yo agradezco a la mujer que es mi madre

Yo agradezco a la mujer que es mi abuela

Yo agradezco a todas las mujeres que habitan en mí

 

Yo amo a la niña que hay en mí

Yo amo a la mujer que hay en mí

Yo amo a la mujer que es mi madre

Yo amo a la mujer que es mi abuela

Yo amo a todas las mujeres que habitan en mí

 

Yo honro a la niña que hay en mí

Yo honro a la mujer que hay en mí

Yo honro a la mujer que es mi madre

Yo honro a la mujer que es mi abuela

Yo honro a todas las mujeres que habitan en mí

Hacemos una reverencia, nos inclinamos hacia delante con ambas palmas hacia arriba.

FUENTE: isisalada.com

Leer más…

LAS ENFERMEDADES EMOCIONALES

El hematólogo y oncólogo Vicent Guillem trae a colación un tema muy controversial para la industria médica y farmacéutica del mundo.

¿Qué sucede si las enfermedades que están padeciendo millones de personas en el planeta no son causados por problemas físicos, sino que poseen una raíz emocional?

¿Qué ocurre si lo que plantea este doctor resulta ser verdad y que las enfermedades emocionales de Vicent Guillem no son tratables a través de medicamentos, es decir, que los costosos tratamientos no son la clave para curarlas? 

Guillen hace referencia a otro doctor llamado Hamer de origen Alemán, que fue el primero en demostrar a través de su propia experiencia y la de su esposa, como ambos padecieron de cáncer tras sufrir por la muerte de su hijo. 

Según Guillen hay personas que por su carga genética son más propensas a padecer enfermedades cancerígenas (que son su especialidad y las que el considera que tienen mayor influencia emocional), que unidas a eventos traumáticos pueden llevar a la persona a sufrir de la enfermedad. Explica que todo sucede en el cerebro humano, las reacciones fuertes influyen en la psiquis, un cerebro enfermo y estresado puede mandar órdenes erradas a ciertas partes del cuerpo y se produzca la enfermedad.

En un estudio denominado Pet-Scan es posible establecer el punto de desequilibrio en el cerebro y a través de allí saber cual órgano está enfermo. Según esto, podría ser posible saber tras un escáner de la cabeza donde se podría ubicar el cáncer; quedando demostrado que si se relaciona el cerebro, lo vivido y las enfermedades agresivas del siglo XXI.  

Se puede decir que el cuerpo trabaja con energía. Si la persona esta sufriendo y se desgasta, es posible que pierda parte de su energía vital; por ello este famoso oncólogo realiza como actividad extra la práctica del Reiki. Para los que no están familiarizados con esto, es la imposición de las manos en la cual una persona canaliza la energía positiva del mundo y la transfiere a la otra, que generalmente es un enfermo o aquella que esté pasando por un mal momento. 

Cánceres comunes asociados a partes del cuerpo.

Las enfermedades emocionales de Vicent Guillem hacen referencia en su mayoría a cánceres y a la fibromialgia, por ello se tiene a continuación algunos tipos de cáncer, que a través de su trabajo a podido asociar a algunas partes del cuerpo: 

  • El cáncer de mama: se da en mujeres que están pasando por problemas de divorcio o muerte de su pareja. Afecta la mama izquierda siempre que la mujer sea diestra, cuando ocurre un distanciamiento con la madre o hijos. Se da en la mama derecha cuando tienen problemas con el esposo. Variará la zona según la parte del cerebro que se vea afectado. 
  • El cáncer de próstata como los de los ovarios y útero: son por problemas sexuales; traumas, inconvenientes reproductivos e infidelidad. 
  • El cáncer de pulmón: se da en personas que sufren de ansiedad, angustia e incluso miedo. Han llegado a sentir falta de aire ante determinadas situaciones. 
  • Cáncer cerebral: se da en personas cuando buscan superar un conflicto, el cerebro se inflama y genera unas células para regenerarse, lo que termina produciendo un crecimiento anómalo. 

Vicent Guillem nos habla de “las enfermedades emocionales” nos dice que existe una asociación marcada en las emociones y las enfermedades que padecemos y que el origen de todo es cerebral.

 

¿La tesis de las enfermedades emocionales de Vicent Guillem es verdadera?

La tesis era valedera hasta que cayó el muro de Berlín, cuando las grandes industrias farmacéuticas se dieron cuenta que estas prácticas de curación para las enfermedades supuestamente emocionales daban buenos resultados, entendieron que podían influenciar en sus intereses económicos de manera significativa; por ello realizaron una campaña para convencer a la población de que la ciencia y la tecnología llevarían a la cura de las enfermedades más fácilmente. Muchos médicos apoyan esta tesis pero no son conocidos, ya que son vetados, muchos creen en las enfermedades emocionales de Vicent Guillen, piensan que es necesario resolver los conflictos emocionales de las personas y que los fármacos pueden no ser la mejor opción. 

 

emociones-emocional

 

 

¿Cuáles son las emociones que generan las enfermedades emocionales de Vicent Guillem?

Todas aquellas que sean negativas tales como: tristeza, odio, rabia, envidia, rencor, incluso la represión de los sentimientos pueden producirlas. Por el contrario aquellas positivas como el amor, el perdón, que eliminan los conflictos hacen que personas con enfermedades graves se recuperen a gran velocidad. Cuando pacientes se sienten apoyadas por sus familiares y amigos pueden ocurrir verdaderos milagros. 

Si se desea conocer un poco más sobre las enfermedades emocionales de Vicent Guillem, se recomienda ver algunas de las grabaciones de sus entrevistas que se reproducen en la red; donde además él cuenta por experiencia propia, como el Reiki sanó a una chica que poseía un quiste en los ovarios y dice que el conocimiento académico no debe ir en contra del espiritual.

 

 

AUTOR: Antonio, redactor de la gran familia de hermandadblanca.org

 

Leer más…

Cómo salir de tu cabeza y dejar de pensarlo todo - Jacky Exton

 Traducido del inglés por Tahíta desde...https://tinybuddha.com

"No se trata de dejarlo ir, lo harías si pudieras". En lugar de “Dejarlo Ir”, deberíamos  “Dejarlo Ser”~ Jon Kabat-Zinn

Siempre creí que una mente ocupada era algo malo.

Y durante gran parte de mi vida, fue así.

Mirando hacia atrás, nunca recuerdo un momento en el que no estuviera atrapada en mis pensamientos. Siempre hubo un "narrador" en mi cabeza. 

Intentaba meditar, pero volvía a pasar diez minutos de agonía tratando desesperadamente de empujar mis pensamientos  fuera o hacer que se detuvieran, lo que sabemos es imposible. No pensar no es  diferente de intentar separar una extremidad de mi cuerpo. Sí, ese era mi apego a mis pensamientos.

El yoga presentó otro intento inútil de atención plena. Me daba cuenta de que los otros participantes estaban perfectamente presentes y concentrados, mientras que mi mente no paraba de compararme con los demás, debatir por qué estaba allí o criticar mi actuación.

Los desinformados podrían pensar que solo el pensamiento excesivo "negativo" es el problema. Sin embargo, en mi experiencia, el análisis o el pensamiento excesivo  sobre  cualquier tema o evento (incluso los más felices) generalmente me llevaban a sentirme mal. Por ejemplo, si alguien me hacía un cumplido, casi siempre creía que no me lo merecía. Que la persona en cuestión simplemente estaba siendo amable o que se compadecía de mí.

En aquel entonces me sentía atrapada. Mi mente pensante era algo a lo que temía. Podía agobiarme en cualquier momento y desentrañarme. Me gustaría poder simplemente apagarla.

Analizaba todo en exceso. Las conversaciones simples se volvían innecesariamente intensas e incómodas. Encontraba significados ocultos en cada insinuación.

Mi pensamiento no conocía límites. Examinaba el pasado, el presente y el futuro y creaba algunas historias intensas. Ninguna de las cuales era cierta, por supuesto.

Me sentía maldecida. Recargada. ¿Por qué no podía ser normal?

Y, por supuesto, mis seres queridos me repetían….

"¡Fuera de tu cabeza!"

"¡No pienses demasiado en todo!"

"¿Por qué necesitas analizar todo?"

Y mi favorito personal...

"Debe ser agotador ser tú".

Sí. Era agotador. Estaba en guerra constante conmigo misma. ¿Había alguna manera de pensar menos? ¿Podría volverme loca con mis pensamientos?

En la desesperación, aprendí a sofocar mi pensamiento. La comida, el drama y las malas relaciones se convirtieron en mis vicios. Me permitieron coexistir con mi mente maníaca.

Simplemente era una víctima de mi pensamiento fuera de control.

Hasta que descubrí un nuevo entendimiento sobre nuestro pensamiento.

Es un entendimiento que ha cambiado completamente mi vida, acerca de cómo nuestro pensamiento está separado de lo que realmente somos.

No somos nuestros pensamientos No, todo lo contrario.

Tenemos una corriente constante de pensamientos serpenteando a través de nuestras mentes. Eso es parte de ser humano. Sin embargo, podemos elegir con cuales interactuar.

La autora y blogger Pam Grout tiene una brillante analogía para los pensamientos: son como una línea de hormigas que recorren nuestra  manta de picnic. Podemos optar por observarlas mientras siguen marchando directamente desde el otro lado de la manta y desaparecen, o podemos elegir recogerlas e interactuar con ellas. Hazlos tu foco. Preocúpate por ellos. Y probablemente te muerdan también.

Pero existe tu poder: es tu elección.

Decides a qué pensamientos le prestas atención.

Porque los pensamientos vienen y van. Todo el tiempo. Y eso es normal.

Si eres capaz de observar el hecho de que estás pensando demasiado, entonces ya estás notando la separación entre tú y tu mente.

Es realmente así de simple.

Como cualquier cosa nueva, me ha tomado tiempo (y práctica) permitir que esta comprensión resuene realmente y notar los numerosos beneficios. Para nombrar unos pocos:

  • Estoy más de acuerdo con lo que es. Ya no siento la necesidad de intelectualizar y / o juzgar todas las facetas de mi vida. Y con eso viene una verdadera sensación de facilidad.
  • Experimento mucha más satisfacción. Una mente ocupada a menudo termina en un lugar oscuro si se deja sin desbordarse. Al no participar en la interminable charla, los sentimientos de satisfacción se han convertido en un amigo familiar.
  • Estoy más empoderada. Saber que puedo elegir con qué pensamientos involucrarme ha eliminado cualquier sentimiento de victimización que haya sentido anteriormente.

Al igual que con cualquier hábito nuevo, la persistencia es la clave.

Lo que me he dado cuenta es que no tengo que dejar de pensar, simplemente necesito ser selectiva. Porque la mayoría de nuestros pensamientos son solo historias que inventamos, a menudo lamentamos el pasado o nos preocupamos por el futuro.

La mayoría no son verdad. En absoluto.

Solía ​​exagerar. Lo admito.

Entonces, cuando mi hija llegó a la edad de manejar legalmente e ir a discotecas, mi mente exagerada entró en una sobrecarga. Ella saldría con sus amigos (como lo hacen los adultos jóvenes), y yo tendría una crisis interna. Bastante literal.

Mi mente imaginaría todos los peores escenarios posibles, en gran detalle.

Accidentes automovilísticos. Fecha de violación. Secuestro. Lo que sea, lo imaginaba.

Y volvería a repetirse una y otra vez en mi mente, hasta vivir nerviosa y preocupada. El sueño nunca fue una opción.

Comenzaba  a mandarle mensajes de texto desde la medianoche, solo para comprobar que estaba viva. 

Cuando finalmente llegaba a casa en las primeras horas de la madrugada, sentiría tal alivio que era casi abrumador.

Fue agotador experimentar una emoción tan intensa de un extremo a otro de la escala.

Sin embargo, era resultado de mi pensamiento. Eso es todo.

Y después de un año de esta montaña rusa, finalmente tomé medidas. No con mi hija, conmigo. O con mi pensamiento, para ser más precisa.

Este flujo de pensamientos que invadía mi mente cada vez que ella se aventuraba a salir siempre estaría allí, pero era mi decisión si los tomaba en serio o no.

Entonces comencé a reconocer su presencia cuando aparecían, luego los dejaba fluir a través de mí. Razonaba conmigo misma que su vida era suya para vivirla, y que no tenía control sobre su destino. Y eso lo hizo más fácil. Porque es la verdad.

Si sentía ese nudo familiar de ansiedad en mis entrañas, me recordaba que ninguno de esos pensamientos era real. Estaba bien. Ella estaba bien.

Y con el tiempo, se hizo más fácil. Me preocupaba cada vez menos. ¡Incluso logré dormir mientras ella estaba afuera!

Hoy en día, realmente solo escucho mi pensamiento cuando cuenta buenas historias. Historias que me hacen sentir bien. El resto del tiempo, ya sea conscientemente, cambio mi dirección de pensamiento hacia pensamientos que me hacen sentir mejor, o simplemente dejo que mi mente siga grávida, sin prestar atención.

Es un poco como tener la radio encendida en el fondo. Y cuando comienza una canción que me gusta, presto atención.

Sí, elijo cuándo prestar atención.

Sin excepciones.

Mi pensamiento ya no me controla. Yo controlo cómo me relaciono con eso.

Mi mente ocupada es mi aliada. Mi amiga. Mi compañera interna de juego.

 Jacky Exton

https://tinybuddha.com/blog/how-to-get-out-of-your-head-stop-overthinking-everything/

 

Leer más…

No todo hay que medicarlo

No todo es enfermedad.
No todo hay que medicarlo.
Hay experiencias de la vida que son eso, experiencias.
Hay que aprender a pesar por ellas,
Las emociones que traen dichas experiencias no son buenas, ni malas,
Son emociones,
Entran,
Se viven,
Se van.

Huir de ellas,
Taparlas con medicamento,
Enmascarar,
Solo hace que la próxima vez vengan más fuertes

y nos encontramos menos preparados para afrontarlas, para asumirlas.

Nos perdemos,
No sabemos ponerle nombre,
Nos desidentificamos de nosotros mismos.

Así que a vivir la experiencia,
Con sus emociones y etapas,
Pasando por ellas,
Saldrás más fuerte,
Y tendrás sin duda una mejor gestión emocional.

https://alejandraleon.com/2017/02/12/no-todo-hay-que-medicarlo/

Leer más…

Traducido del inglés por Tahíta desde...http://upliftconnect.com/finding-agreement-within/

La batalla clásica entre la mente y el corazón

En muchos sentidos, se entiende universalmente que la autocuración se realiza y se mantiene a través de acuerdos consensuados que son honrados y respetados. Lo mismo puede decirse sobre nuestra paz interior. Es un acuerdo consensuado y una alineación entre los elementos que constituyen nuestro Ser más grande: el físico, el mental, el energético y el espiritual .

Una noción ampliamente considerada es la batalla clásica o el desacuerdo entre la mente y el corazón. Esta es una verdad fundamental, aunque simplificada.

Nuestros procesos mentales internos (pensar, dudar, analizar, discernir, juzgar, esperar, etc.) a menudo entran en conflicto con el llamado más profundo de nuestro corazón (los sentimientos, intuiciones, aspiraciones, inspiraciones y la poderosa fuerza creativa del amor y la espontaneidad).

Este conflicto o desacuerdo nos obliga a todo tipo de turbulencias internas. Perdemos el enfoque, la dirección y la energía en esta batalla interna porque no tenemos un camino claro de acción. Carecemos de la resolución y el poder para avanzar que normalmente surge al tener a todos los "miembros del equipo" trabajando juntos en la misma dirección.

Malos acuerdos y 'Contratos de alma'

Sin embargo, la búsqueda de la auto curación y la búsqueda de acuerdo (o alineamiento) va más allá de la visión convencional del corazón y la mente. En la práctica tradicional de la medicina energética, e incluso en la psicología profunda, se considera que hay diferentes niveles en juego. Por ejemplo, en algunas tradiciones chamánicas se cree que hay una interacción entre cuatro niveles:

  • El perceptivo,
  • El mental,
  • El mítico, y
  • Los niveles del alma.

Align your heart and your head

Al alinear nuestros corazones y nuestras cabezas, nos ayuda a encontrar y seguir nuestro camino.

Cuando un chamán examina el problema por el que atraviesa una persona, lo aborda desde estos cuatro niveles y también busca posibles 'acuerdos incorrectos'  entre estos niveles. Ahora, antes de explicar brevemente estos niveles, es importante tener en cuenta que también puede haber ciertos ' acuerdos' entre estos niveles que son de  tipo dañino y deberían ser rotos y reescritos.

Esto es a lo que los chamanes se refieren como 'contratos del alma'. Un contrato de alma podría, por ejemplo, surgir cuando una persona sufrió una experiencia amarga en el pasado (como pérdida, negación del amor, separación, etc.) y resulte en que se vea obligada a tomar un rol, como por ejemplo, ejemplo: el de  víctima.

Este papel, que se define como una especie de 'contrato del alma', obliga a la persona a vivir ese rol en cualquier cosa que haga y seguirá atrayendo relaciones y situaciones en las que se sostenga el papel de la víctima.

 

Chamanismo y los cuatro niveles del yo

Los dos primeros niveles de los cuatro niveles mencionados anteriormente son bastante sencillos. El nivel de percepción es el nivel a través del cual percibimos nuestra realidad consensual, la visión compartida de nuestro mundo externo. El nivel mental es el nivel que tiene que ver con el funcionamiento interno de nuestra mente: las creencias y la programación mental que a menudo es el dominio de la psicología moderna.

Los siguientes dos niveles son más intrincados y están más en el ámbito de la espiritualidad y lo no físico. El nivel mítico es un nivel más profundo donde desarrollamos nuestros mitos, basados ​​en arquetipos que son más universales, y se encuentran dentro de lo que Carl Jung denominó el "inconsciente colectivo". Estas son como huellas de información que se transmiten desde el colectivo, como nuestro linaje ancestral .

Conflicting ancestral information

Algunas veces nuestra información ancestral impresa está en conflicto con la nuestra.

En una nivel aún más profundo está el nivel del alma, que es el nivel que tiene que ver con esa parte única de nuestro ser que trasciende los recuerdos y los límites del espacio-tiempo de nuestras diferentes encarnaciones.

Por lo tanto, para el chamán, la mayoría de los problemas surgen de "bloqueos" o desacuerdos   establecidos entre estos diferentes niveles. Para abordar un problema particular que se manifiesta en la vida cotidiana, el chamán tiene que examinar los niveles más profundos e identificar la fuente del desacuerdo, por ejemplo, entre las creencias mentales y las expectativas de la persona y sus creencias más profundas impresas en su mítica o niveles de alma.

Un ejemplo de esto podría ser alguien que tenga relaciones difíciles durante toda la vida. A nivel mental, el individuo puede creer que merece amor pero, inconscientemente, podría ser que en un nivel mítico o del alma, una experiencia muy dura en el pasado haya impreso la creencia o haya creado un "contrato" que diga que él o ella no es digno de amor, por lo que le es imposible recibir amor.

Este desacuerdo entre los niveles perceptuales o mentales y el contrato escrito en el nivel del alma estaría oculto a los pensamientos y sentimientos conscientes de la persona, pero es algo que da lugar a patrones que se manifiestan una y otra vez a lo largo de la vida. Estos patrones repetibles muy a menudo crean dolor y sufrimiento, no solo para el individuo sino también para las personas allegadas emocionalmente al individuo.

Disagreements between levels create suffering

Los desacuerdos entre niveles crean sufrimiento para nosotros y para quienes nos rodean.

Desacuerdos entre otros niveles

Hay cientos y cientos de ejemplos que se pueden dar sobre los desacuerdos internos y su efecto sobre el bienestar físico, emocional y espiritual de un individuo. Sin embargo, eso iría más allá del alcance y los límites de este artículo. Lo que es importante entender es la perspectiva fundamental en las antiguas tradiciones curativas, como el chamanismo y otros, de que gran parte de nuestra turbulencia interna y sufrimiento es un efecto emergente de los desacuerdos internos entre los aspectos de nosotros mismos.

En otras tradiciones e incluso en psicología, estos aspectos se pueden definir de diferentes maneras, por ejemplo, el consciente, el subconsciente y el superconsciente. O, por ejemplo, se incluyen otros niveles, como el físico (la idea de que parte de la información está impresa y se puede acceder directamente a través del cuerpo) y el campo bioenergético (el campo bioenergético alrededor del cuerpo físico o 'Qi' como se describe en Medicina china).

Una vez más, la nota clave importante para recordar es el principio de que ciertos problemas que impregnan nuestra vida (y muchos también creen en vidas múltiples) surgen de desacuerdos internos o una desalineación entre diferentes aspectos de nuestro ser; independientemente de cómo se definen o agregan estos aspectos. (Falta de coherencia)

El acuerdo como la clave para la auto curación

Al verlo desde un ángulo diferente, también podemos decir que la autocuración es el proceso de restaurar la alineación y el acuerdo entre estas diferentes esferas de nuestro ser. La idea también es que estos niveles nuestros humanos están profundamente interconectados son  interdependientes.

Harmonizing the layers that make us complete

La autosanación es una cuestión de armonizar las capas que forman nuestro ser completo.

Es decir que el estado de un nivel afecta el estado de los demás. Es por eso que en antiguas tradiciones curativas, como  la medicina china , se cree que el estado de nuestra salud física depende de los equilibrios energéticos y desequilibrios que giran en torno a la noción de Qi (la fuerza vital pronunciada 'chee') o 'Prana' en textos yóguicos.  Igual que en la idea de los cuatro niveles, descritos arriba.

Por lo tanto, la autocuración es siempre una cuestión de armonizar las diferentes capas que conforman nuestro yo completo y alinearlas para trabajar juntas al unísono bajo un acuerdo común.

Esta idea abarca una noción mucho más amplia de lo que se trata la autocuración. La autocuración, por ejemplo, también puede tratarse de eliminar la separación entre nosotros mismos y nuestro verdadero propósito en la vida. Esto implica reprogramar aquellas creencias erróneas o desprovistas de poder que la sociedad nos ha impuesto y alinearlas con las aspiraciones y creencias reales impresas en el nivel del alma a las que se puede llamar nuestro " propósito de vida ".

Por lo tanto, una vez más, la autocuración es una cuestión de acuerdo o alineación con un propósito curativo diferente; en este caso, encontrar nuestro verdadero propósito y redirigirnos para estar en armonía con nuestra naturaleza auténtica.

 http://upliftconnect.com/finding-agreement-within/

Leer más…

El Dr. Joe Dispenza tiene un corrículum impresionante – estudió bioquímica en la Universidad Rutgers con un enfoque en la neurociencia, graduándose con un Doctorado en Quiropráctica de la Universidad de Vida en Georgia, y una educación de posgrado que abarca la neurociencia, la formación de memoria, la biología celular y el envejecimiento y longevidad. Es autor de bestsellers del New York Times y un destacado experto en las películas What the BLEEP ¿Conocemos?, “Down the Rabbit Hole” y la recién estrenada, “The People vs The State of Illusion” y el documental de “Heal”.

Después de un accidente con un vehículo durante un triatlón, Dispenza también comenzó a ser conocido como el hombre que milagrosamente regeneró seis vértebras destrozadas de su espina dorsal usando la inteligencia innata de su cuerpo – sin la ayuda de la medicina convencional. Su médico le dijo que nunca volvería a caminar si no optaba por la cirugía. Dispenza declinó. En cambio, utilizó el poder de su mente, junto con la dieta y la terapia física, para recuperar su salud. En diez semanas, Dispenza se había curado completamente y volvió a trabajar, como un hombre nuevo.

“Meditar es un medio para que usted pueda moverse más allá de su mente analítica, para que pueda acceder a su mente subconsciente. Eso es crucial, ya que el subconsciente es donde residen todos tus malos hábitos y comportamientos que deseas cambiar “. ~ Dr. Joe Dispenza

El Increíble Poder de la Mente para Sanar el Cuerpo y el Alma

En la década de 1990, el neuropsiquiatra Eric Kandel descubrió que las conexiones en un haz neural pueden duplicarse con la repetición de la estimulación. El hallazgo le valió un Premio Nobel. Durante experimentos posteriores, también encontró que si las conexiones neurales no se usan, se encogen en tan sólo tres semanas. Esta es la base del concepto de “neuroplasticidad”, donde, en lugar del cerebro que tiene ciertos ciclos de desarrollo (principalmente en la infancia) y una estructura “establecida”, nuestro cerebro es en realidad remodelado por las señales que pasan a través de nuestra red neuronal en cualquier tiempo en nuestras vidas.

“En la misma década que Kandel y otros midieron la neuroplasticidad, otros científicos descubrieron que pocos de nuestros genes son estáticos. La mayoría de los genes (las estimaciones van de 75 a 85 por ciento) se apagan y se encienden por las señales de nuestro entorno, incluyendo el entorno de pensamientos, creencias y emociones que cultivamos en nuestros cerebros. Una clase de estos genes, los genes tempranos inmediatos (IEGs), toman solamente tres segundos para alcanzar la expresión máxima. Los IEGs son a menudo los genes reguladores, y tienen el control de la expresión de cientos de otros genes y miles de otras proteínas en sitios remotos en nuestros cuerpos. “[Fuente]

Esto se cree que es la razón de las curaciones aparentemente milagrosas que han tenido lugar a través de las edades, donde nuestros pensamientos, emociones y creencias son de apoyo de la salud y la armonía definitiva.

Escribe Dawson Church, Ph.D., autor de The Genie in Your Genes:

“Joe es uno de los pocos escritores de ciencia que entiende completamente el papel de la emoción en la transformación. La emoción negativa puede ser literalmente una adicción a altos niveles de nuestras propias hormonas del estrés, como el cortisol y la adrenalina. Tanto estas hormonas de estrés como las hormonas de relajación como la DHEA y la oxitocina tienen puntos establecidos, lo que explica por qué nos sentimos incómodos en nuestra piel cuando tenemos pensamientos o creencias que dirigen nuestro equilibrio hormonal fuera de esa zona de confort. Esta idea está en la misma frontera de la comprensión científica de las adicciones y los antojos. “[Fuente]

La investigación del Dr. Dispenza demuestra que, cuando traducimos deliberadamente un pensamiento en una emoción positiva, podemos influir positivamente en nuestra salud y curación. Él explica que todo comienza con una intención creada en el lóbulo frontal de su cerebro, que provoca la liberación de mensajeros químicos, también conocidos como neuropéptidos. Estos mensajeros a continuación, envian señales hacia todo el cuerpo, que a su vez, son como las claves de giro genético de encendido y apagado. Tomemos por ejemplo “la hormona del caracol” – ocitocina – un neuropéptido que es estimulado por el tacto, así como los sentimientos de amor y confianza. Con un poco de práctica, todos podemos aprender a ajustar nuestros puntos de manera eficiente: reducir nuestras hormonas de estrés, mientras aumentamos nuestras hormonas de curación. Investigadores de vanguardia han denominado la secuencia Dispenza como neuroplasticidad autodirigida (SDN).

“La idea detrás del término es que dirigimos la formación de nuevos caminos neuronales y la destrucción de los antiguos a través de la calidad de las experiencias que cultivamos”, dice Church. “Creo que SDN se convertirá en uno de los conceptos más potentes en la transformación personal y la neurobiología para la próxima generación”.

Historias de curación profunda, a veces milagrosa, están salpicadas en el último libro de Dispenza, “You Are the Placebo”. Los estudios de casos que implican la curación espontánea de la esclerosis múltiple, cáncer, enfermedad de Parkinson, Hashimoto y más, ilustran el poder increíble de la mente para curar el cuerpo.

El placebo eres tú

Tomemos por ejemplo un estudio que encontró que los participantes fueron curados de una depresión paralizante que los había perseguido durante años después de tomar, lo que pensaban, era un farmacéutico fuerte. Increíblemente, después de que el estudio concluyó, una mujer que creía que estaba “curada” por el antidepresivo le dijeron que realmente estaba en el grupo de control y nunca había recibido la droga, pero, en cambio, había estado tomando un placebo.

Otro estudio se llevó a cabo en un grupo de hombres mayores que iban a recibir reemplazos de rodilla. Después de que pasaron por la cirugía, todos tenían recuperaciones típicas y movilidad mejorada. La cosa es que, ni una sola rodilla había sido reemplazada. El cirujano sólo había hecho una incisión para hacer que parezca que se habían sometido a la cirugía, cuando, de hecho, no lo habían hecho. La gama de movimiento de los pacientes, la movilidad y la ausencia de dolor coincidían con la de las personas que habían recibido reemplazos reales de rodilla.

Incluso para los escépticos de que una curación tan profunda podría venir de cambiar nuestros pensamientos, la Dra. Dawson Church nos recuerda:

“No tienes nada que perder arrojándote con entusiasmo al proceso y descargando los pensamientos, sentimientos y puntos de ajuste biológicos que han limitado tu pasado. Cree en su capacidad de realizar su potencial más alto y de tomar la acción, y harás el placebo que creará un futuro feliz y sano para tí y para nuestro planeta. “

Por Carolanne Wright
Escritora contribuyente para Wake Up World
Artículo original (en inglés)

Dr. Joe Dispenza – El Placebo eres tú

FUENTE: https://ojodeltiempo.com/curarse-usando-el-poder-de-la-mente/

Leer más…

¿Tienes sobrepeso mental?

Emociones y sobrepeso

Una persona me consultó a qué se debía que se fijara con frecuencia e insistencia en sujetos obesos. Aquellos individuos le llamaban la atención y sentía repugnancia al observarlos. Por lo regular, este tipo de sensaciones, desde el punto de vista emocional, tienen relación con el individuo afectado, lo cual no parecía evidente en este caso; puesto que la persona nunca había sufrido sobrepeso, ni nadie de su familia, ni tampoco recordaba acciones traumáticas o estresantes con sujetos obesos.

El anterior caso es precisamente el que me dio pie para reflexionar acerca de tema. El consultante no sufría de sobrepeso físico, pero sí de sobrepeso mental. Se trataba de un individuo que generaba pensamientos en exceso. Algunos dirán: pero si todos los seres humanos vivimos pensando. Y efectivamente así es. La diferencia estriba en que dichas personas generan demasiada elocuencia mental que no lleva a ninguna parte. En otras palabras, pensamientos en su mayoría, “basura”. Una serie de ideas, imaginaciones, juicios, disertaciones, etc., que no representan beneficios, ni aportes, ni conocimiento, ni información. Además, no son inconscientes, por el contrario, son muy conscientes.

Nuestros procesos mentales

En la mente consciente se llevan a cabo los procesos intelectuales superiores, el desarrollo social, el proceso racional de entendimiento y análisis, la planificación, la habilidad de idear experiencias futuras y la creatividad mediante la imaginación. Gracias a la mente, los grandes avances de la humanidad son posibles. Los pensamientos son la unidad básica de la mente. Del uso que le demos va a depender nuestro resultado de vida.

El resultado de vida de las personas se mide por la calidad de los pensamientos (conscientes e inconscientes) que cruzan por su cabeza. Y aunque el 95% de los procesos mentales son inconscientes, si el 5% que equivale a los procesos conscientes (los pensamientos que somos capaces de identificar), no es utilizado en procura de conocer los inconscientes, de ser creativos, de aprender y cambiar, quedaremos a expensas de la total inconsciencia, automatizados y dormidos, muertos en vida.

No son pensamientos “basura” los que provienen de la mente inconsciente, por ejemplo: los trágicos, negativos o catastróficos. Estos perjudican a la persona y la inducen a despertar los miedos e inseguridades, se producen sin que el sujeto los identifique. Como dicho pensamiento existe un sinnúmero, que, si son reconocidos, pueden ser cambiados; llevando al autoconocimiento, a una verdadera transformación o sanación. Los pensamientos “basura” son inútiles, innecesarios, carentes de aporte y ocasionan un gran desgaste energético y la ralentización de los procesos mentales conscientes.

Tipos de pensamiento basura

Críticos

Hace poco leí una frase que decía: “La persona que menos critica es aquella que posee mayores virtudes”. Esta frase expresa que cuando se tacha, se condena, se murmura o reprocha a otra persona, situación o entidad, lo que se está evitando es contactar con su propia desvalorización, sus conflictos o autoestima. Los individuos que aprenden de los demás, de cualquier evento o contexto, asumiendo su responsabilidad en la proyección de los hechos, potencian sus virtudes.

La lástima

Escribí en anteriores artículos la diferencia entre la compasión y la lástima. Esta última, está relacionada con el victimismo, lo cual representa que es inservible para lograr algún cambio personal, familiar o social. Son pensamientos “basura” que engordan la mente, ya que en realidad se corresponde con un ego elevado, no sirven, no ayudan a la víctima, más bien es una auto-proyección de la propia lástima o culpa. Por ejemplo, si vemos a un pordiosero y sentimos lastima por el sujeto y nos atormentamos con pensamientos derrotistas, de frustración o impotencia, lo único que estaremos consiguiendo es reforzar la situación de la víctima y/o nuestra propia lastima.

Los supuestos

Me sorprendí tiempo atrás, pensando en cambiar la decoración de los lugares que visitaba. Me imaginaba dónde quedaría mejor el cuadro, la mesa o el objeto y suponía como se vería a mi manera. Esto es un ejemplo de pensamientos desgastantes, ya que no podía modificar nada. Otro tipo de supuesto se da cuando se conjetura o se pretende adivinar lo que los otros piensan o dicen de nosotros o de otros, esto sí que es un pensamiento basura. No sabemos muchas veces lo que pensamos ¿cómo pretendemos saber lo que piensan los demás?

Los hubiera o debería

Son pensamientos que conducen a poco o nada, puesto que normalmente van dirigidos por la culpa, y cuando esta se presenta, perdemos el juicio y la vista de la realidad. La culpa es victimismo y evasión, nos nubla la coherencia y, por lo tanto, la mayoría de “hubiera” son innecesarios. Excepto si es una introspección para mejorar, aprender y cambiar. “Los debería”, asimismo, albergan impotencia, reproche y desaprobación.

Cuando ocupamos gran parte de nuestra mente consciente en este tipo de pensamientos, no permitimos que otros de creatividad, comprensión, aprendizaje o beneficiosos, surjan. Los pensamientos “basura” causan sobrepeso a la mente e inhiben la aparición de los fructíferos. La mente se vuelve pesada, se desgasta, se bloquea y se deja de ejercitar en procesos potenciadores y que desarrollen las virtudes creativas, de bondad, de superación y transformación.

El interés por el escándalo mediático o telebasura

Un fenómeno latente en los tiempos recientes es la denominada “telebasura”, una industria que crece en virtud de que existen personas con sobrepeso mental. Aquellas que están interesadas, y en algunos casos, obsesos por el escándalo, el enfrentamiento personal, el insulto, la denigración y la invasión de la intimidad de los demás. Lo que se produce en esta clase de programas, es similar a lo que ocurre en dichas mentes obesas.

El perfil emocional de las mentes conscientes con sobrepeso es el de sujetos que requieren llenarse de información “basura” para apartarse o evadirse de sí mismos, de lo que son y no quieren ser, del miedo que les genera estar consigo mismos o de los dolores emocionales pendientes por sanar. Son individuos que buscan apartarse de la realidad de sus vidas, distraer sus vacíos emocionales y encuentran en este tipo de desmedidos pensamientos una forma de solapar su desazón interior. Son personas que no aprenden a generar pensamientos creativos; a autoevaluarse y navegar en su interior para solucionar sus aburridas vidas; no encuentran o se cuestionan la falta de una razón para existir y ante todo, son sujetos carentes de amor propio.

Medidas para adelgazar la mente

Las personas con sobrepeso mental requieren modificar el sistema que los está conduciendo a generar pensamientos “basura” en exceso. Lo cual significa dejar de ser pensado, es decir, no permitir que aquellos pensamientos dominen y controlen su mente. Una medida prioritaria es aprender a descansar la mente. Para esto existen ejercicios de arte, meditación o la misma práctica deportiva. Realizar actividades que contribuyan a dejar espacio para la relajación mental. Lo siguiente es renovar o reemplazar los pensamientos basura, para ello es necesario auxiliarse de la lectura, ver películas de conciencia, asistir a talleres o seminarios de autoayuda o estudiar sobre temas de su interés y que le contribuyan a conocerse y superarse.

Otra medida es mejorar el entorno, pero para lograr esto, es necesario primero identificar y reconocer qué está reflejando el ambiente en que se está desenvolviendo la persona. Por ejemplo, si se suele reunir con personas críticas, para aprender de la situación, es necesario intentar contestar unas preguntas que suelo llamar de consciencia, como las siguientes: ¿para qué estoy escuchando esta persona? ¿para qué escucho esta crítica? ¿para qué critico? ¿para qué estoy con esta persona si no me agrada? ¿para qué estoy aquí?

El anterior tipo de preguntas ayudaran grandemente en cualquier situación vivida, son una manera de conseguir centrase en sí mismo, en lugar del otro. Asimismo, se aprende a conocerse, se aprovecha la oportunidad para trascender y descargarse de pensamientos improductivos y excesivos. Las respuestas además serán un inmenso aporte a la creatividad y el desarrollo personal, coadyuvando al fluir de la vida y el bienestar

https://www.psicoactiva.com/blog/tienes-sobrepeso-mental/?

Leer más…

Activación de la respuesta de Relajación - Tanja Taljaard

Traducido del inglés por Tahíta desde...http://upliftconnect.com/relaxation-response/

La atención plena mejora nuestro poder de curar

Estamos viviendo en una época donde la ciencia moderna está haciendo increíbles avances en la medicina. Sin embargo, el número de personas con enfermedades crónicas está aumentando rápidamente. La Organización Mundial de la Salud ha calculado que para el año 2020, las enfermedades crónicas representarán casi tres cuartas partes de las muertes en todo el mundo. Una enfermedad crónica es una afección de larga duración con efectos persistentes. No se puede prevenir mediante vacunas o curarse con medicamentos, ni acaba por desaparecer. Varios estudios han demostrado que la epidemia de estrés en nuestra sociedad es un importante contribuyente a la enfermedad crónica.

El estrés se describe como una sensación de estar preocupado, abrumado o agotado. En respuesta al estrés, nuestros cuerpos liberan cortisol adicional - una hormona que regula nuestra respuesta de lucha o huida. El cortisol sirve al cuerpo para reponer las reservas de energía después de períodos de intensa actividad. Esta función debe ser de corta duración, el tiempo suficiente para hacer frente a la amenaza percibida. Sin embargo, el estrés crónico se produce en nuestra vida moderna en respuesta a factores estresantes del día a día, así como eventos traumáticos, y crea una carga alostática. La carga alostática produce un desgaste corporal que va en aumento cuando un individuo está expuesto a estrés repetido o crónico y se ha relacionado con muchas enfermedades.


Disminución de la tensión es igual a un aumento de la paz

¿Cómo podemos manejar mejor el estrés?

 Nuestro sistema inmunológico funcionan mejor cuando estamos relajados. Dr Herbert Benson acuñó el término "respuesta de relajación", que es esencialmente la reacción opuesta a la respuesta al estrés. Sus estudios en los años 60 y 70 desmitificaron  la meditación y ayudaron a situarla como algo de verdadera importancia. La meditación puede romper el encadenamiento de pensamientos cotidianos que genera estrés. 

Según el Dr. Benson, una de las cosas más valiosas que podemos hacer en la vida es aprender la relajación profunda ,empleando tiempo todos los días en aquietar nuestra mente con el fin de crear  paz interior y salud.  Hay numerosos enfoques que provocan la respuesta de relajación, y muchos han existido desde hace miles de años. La ciencia ahora es compatible con los beneficios de la meditación, ya que estos beneficios se pueden medir, son predecible y reproducibles.

Los estudios han demostrado después de la práctica regular de ejercicios de meditación o relajación la reducción del tamaño de la amígdala, una parte del cerebro que se encarga de detectar el miedo y de la preparación para casos de emergencia. El estrés constante aumenta la amígdala. En animales estudiados en condiciones crónicamente estresantes, la amígdala permanece agrandada mucho después de que se retiran las condiciones de estrés.


El manejo del estrés y el ADN

Investigadores de la Universidad de Calgary han encontrado que el yoga, la meditación de atención plena y la participación de grupos de apoyo  se asocia con conservar la longitud del telómero. Los telómeros son los tramos de ADN que cubren la extremidad de  los cromosomas y evitan que se deterioren. A medida que envejecemos nuestros telómeros se acortan. Los telómeros de los pacientes con cáncer de mama en un estudio,que recibieron sólo un curso de gestión del estrés se acortaron, mientras que los pacientes en el programa de atención plena de ocho semanas mantuvieron la longitud de los telómeros.

La ciencia moderna nos ha demostrado que la mente tiene el poder de curar. Debemos utilizar esta capacidad. No tenemos que renunciar a las drogas o la cirugía, sino que podemos combinar la sabiduría antigua y la medicina moderna para aumentar nuestra calidad de vida. Hay muchas maneras saludables de expresar nuestras emociones en lugar de "internalizar" el estrés. Podemos influir en nuestras emociones a través de nuestros pensamientos.

Mediante la práctica de la meditación consciente, en la que observamos los pensamientos y sentimientos de manera objetiva y sin juicio, podemos percibir el estrés de manera diferente e incluso re-cablear nuestro cerebro.

http://upliftconnect.com/relaxation-response/

Leer más…

¿Cómo funcionan las emociones? El cerebro emocional

La emoción es un impulso que mueve a la persona a actuar, la raíz etimológica de la palabra viene de el latín e-movere, es decir, “ir hasta” que al final se resumen en: ataca, escapa o lucha.

Cada uno de nosotros viene equipado con unos programas de reacción automática o una serie de predisposiciones biológicas a la acción, sin embargo, nuestras experiencias vitales irán modelando con los años ese equipaje para definir nuestras respuestas ante los estímulos emocionales.

Emociones en el cerebro

El troncoencéfalo es la parte más primitiva del cerebro y la que regula las funciones básicas como la respiración, el latido cardíaco o el metabolismo; inmediatamente por encima del tronco está el sistema límbico, sede de las emociones, gracias a las que los primeros seres humanos pudieron reaccionar para adaptarse a las exigencias de un entorno cambiante, y pudieron desarrollar la capacidad de identificar los peligros y evitarlos; por lo tanto, el sistema límbico está relacionado a la memoria y a el aprendizaje. En esta zona está la amígdala, sede de los recuerdos emocionales  y que nos permite de dar un sentido a nuestras experiencias, porque permite reconocer las cosas que ya hemos visto y darle valor. Por encima del sistema límbico encontramos el neocortex, que nos diferencia del resto de las especies, porque nos permite tener sentimientos, lenguaje, comprensión de símbolos, arte, cultura, civilizacion, es decir, nos permite sobrevivir y darle un sentido a nuestra vida.

La parte de nuestro cerebro dedicada a los pensamientos se desarrolló a partir de la región emocional, y estas dos zonas cerebrales siguen estado muy vinculadas mediante circuitos neuronales, esto significa que hay una relación entre pensamientos, sentimientos y emociones, es decir áreas cerebrales encargadas de “leer” nuestras emociones más viscerales y darles un sentido en forma de sentimiento.

La relación entre neocortex y sistema límbico amplió el número de posibles reacciones ante los estímulos emocionales, por ejemplo, ante el temor, que lleva los animales a huir o defenderse. Los humanos podemos tener otros comportamientos como llamar la policia.

El neocortex nos permite leer, interpretar o controlar nuestras emociones, pero tener la capacidad de controlar las emociones no significa ser racionales con nuestros sentimientos y saber las causas de todos los comportamientos.

Ocurre que hay muchas emociones gestionadas desde el sistema límbico y el cerebro toma decisiones independientemente de los lobulos frontales, como cuando, despues una emoción fuerte empezamos a decir algo que normalmente no queríamos decir.

La parte del cerebro que recibe las informaciones de origen sensorial es el tálamo (una estación de relevo que se comporta como un cerebro en miniatura), que envía estas informaciones a las otras partes del cerebro, como el neocortex, que analiza la información y crea una respuesta para la situación del momento, utilizando para ese proceso a los lóbulos prefrontales para entender bien los estímulos y enviando las señales al sistema límbico para que a su vez active el sistema hormonal a través de la vía hipotálamo-hopofisaria.

Existe una vía neuronal más corta, que va del tálamo a la amígdala, de modo que la amígdala pueda recibir señales directamente de los sentidos y pueda crear una respuesta hormonal que determina un comportamiento antes de que estas señales puedan ser leídas por los marcadores somáticos del neocortex; el problema es que estas respuestas pueden no estar relacionadas con la situación del momento, y con el tiempo la persona recuerda esta respuesta conductual propia porque recuerda la emoción que implica. Esta misma respuesta inmediata, ha podido ayudar a los primeros seres humanos a sobrevivir hoy, sin embargo, una respuesta impulsiva puede ser no muy adecuada, además, casi todos los recuerdos relacionados con las emociones fuertes son muy antiguos y forman parte de la memoria a largo plazo (nuestros recuerdos emocionales).

Las conexiones neuronales de los pensamientos están conectadas con las de las emociones, de hecho, cada circuito neuronal no puede funcionar independientemente del otro, es decir, los pensamientos añaden algo a las emociones (las interpretan) y las emociones añaden algo a los pensamientos (le dan el color emocional a nuestra vida). Pero puede ocurrir que la emoción sea tan intensa que despierte una respuesta de emergencia que no utiliza la racionalidad sino la impulsividad; en la conexión entre amígdala y neocortex se incardina la inteligencia emocional, que es un sistema de habilidades o actitudes para entender los sentimientos y gestionar las emociones con nuestros semejantes.

Cerebro emocional: de las emociones a los sentimientos

Hablar de cómo estamos es hablar de un nivel de confort, como cuando conducimos el coche sin forzar las marchas y consumiendo lo mínimo posible con la máxima eficacia. La microbiota son microrganismos (generalmente bacterias) que viven dentro de nuestro ecosistema intestinal. Hay tantas bacterias (10 elevado a 14) que representan un 3% de nuestro peso corporal. No estamos solos, sino que nuestro cuerpo aloja una cantidad increíble de vida microscópica que adquirimos a partir del nacimiento (hay 1000 especies de bacterias con más de 7000 cepas distintas, con 15 veces más genes que los presentes en nuestro genoma que crean un DNI bacteriano propio). Este microbioma está relacionado con nuestras emociones, y en realidad el eje que las vincula se llama eje microbiota-intestino-cerebro, un maravilloso, complejo e intrincado sistema arriba-abajo y abajo-arriba, de conexiones recíprocas desde cerebro hasta intestino y desde intestino hasta cerebro a través de hormonas, sistema inmunitario, sistema nervioso simpático y nervio vago. Los nueve metros de nuestros intestinos están regidos por el llamado sistema entérico, una red de varios millones de neuronas que regulan la peristalsis (el tránsito intesinal) y que funcionan gracias a varios neurotransmisores, pero fundamentalmente a la serotonina (el 90% de la serotonina corporal se encuentra en la zona abdominal, no en el cerebro). Este neurotransmisor está muy implicado en las emociones y el sueño. Cuando dormimos bien y nos sentimos felices es expresión de la serotonina.

Fruta, verdura, lácteos fermentados (yogures o kéfir), entre otros, son los alimentos pre y probióticos que ayudan a crear una barrera impermeable de bacterias que recubre nuestro intestino grueso y delgado. El estrés, y su principal hormona vinculada, el cortisol, así como el alcohol, los antibióticos, el tabaco y el exceso de azúcar (entre otros factores) ayudan a destruir esa barrera, haciendo que algunos microorganismos patógenos pasen al torrente sanguíneo provocando una respuesta inmunitaria inflamatoria (citokinas) que llegará hasta el cerebro, modificando in extremis la cantidad de serotonina que producimos en el núcleos del rafe dorsal y ventral del troncoencéfalo. De ahí la relación entre el “segundo cerebro” serotoninérgico presente en nuestros intestinos, la microbiota y las emociones.

Emociones

Si queremos conocer la historia de las emociones, tenemos que hablar de algunos filósofos importantes. Alcmeon de Crotona, en el 500 a. C., afirmó que el cerebro era un radiador (enfriador de humores), y por tanto la sede del alma era el corazón. Empédocles localizó en el corazón la sede del alma, Aristoteles dijo que el corazón era el lugar de las sensaciones y de la inteligencia, y en el Nuevo Testamento no se cita el cerebro sino las vísceras.

Si hablamos de emociones, sin embargo, debemos hacer referencia al gran neurocientífico Antonio Damasio, que ha vinculado las emociones al cuerpo (especialmente a las vísceras abdominales), y los sentimientos a la mente (cerebro) para interpretar dichas emociones. Si ponemos un ejemplo concreto para entenderlo mejor, podemos pensar en la siguiente situación: tengo un trabajo importante, pero un día no me apetece ir porque quiero dormir más. Lo que pasa a nivel fisico y emocional es que el corazón se acelera, respiro más deprisa, mi sube el cortisol, se eleva mi presión arterial, junto con otros síntomas. El cerebro lee todas las informaciones que vienen de la zona abdominal y torácica, y lo que ocurre a nivel mental es que me siento culpable. Si no voy a trabajar puede que mi jefe me eche una bronca o que me despida. Lo que ha ocurrido son cambios gastrointestinales, viscerales, que son los orígenes de las emociones. William James dijo que la emoción tiene una lectura fisiológica, y la homeostasis (Walter B. Cannon) es una señal de que estamos bien, de que no pasa nada malo, y que estamos en la zona de confort.

Si sentimos mariposas en el estómago, por ejemplo cuando vemos a nuestra pareja de la que estamos enamorados, sentimos que pasa algo en la barriga, la sensación que percibimos es de una movilidad gastrointestinal junto con cambios neurobioquímicos y hormonales muy sutiles que son los orígenes de nuestras emociones.

El cerebro está preparado para la evolución, también los animales tienen emociones, si tienen sentimientos no se puede probar, porque la base de esto es el lenguaje y la consciencia.

¿Qué es la homeostasis?

La homeostasis es aquel estado de regulación biológica que nos hace sentir bien; no estamos bien ni mal (no nos quejamos) y que sirve para mantener el equilibrio interno en un estado estable.

A las amebas no les gusta el frio o el calor extremo, o los ambientes demasiado ácidos o alcalinos de forma similar a los seres humanos, que escapamos del dolor y buscamos el placer.

El nivel de regulación homeostática puede tener varios niveles: a) metabólico, si hay equilibrio entre señales químicas; b) reflejos básicos, como el reflejo de sobresalto, que es una respuesta a un ruido; c) sistema inmune; d) el comportamiento de dolor y placer; e) instintos y motivaciones, como cuando se activa el hipotálamo cuando tenemos hambre; f) las emociones, como alegría, pena etc y, finalmente, g) los sentimientos.

Definiendo las emociones

El sistema microbiota-intestino-cerebro es lo que nos hace sentir las emociones a través del cuerpo, con una miríada de microrganismos que, indirectamente, pueden llegar a alterar la homeostasis cerebral. Todo está conectado, vísceras y cerebro, y esta conexión puede ir en dos direcciones: cerebro-intestino o intestino-cerebro. Como hemos dicho antes con el estrés crónico o agudo, aumentan los factores inflamatorios (citoquinas) y la flora bacteriana cambia. Sin esa gran cantidad de aliados bacterianos moriríamos. Cuando estamos en una situación de estrés, tenemos un nivel alto de cortisol, la barrera impermeable de bacterias se deteriora y si hay contacto con la sangre, puede ser el origen de varias enfermedades autoinmunes. Por prevenir eso, es fundamental la alimentación mediterránea, el deporte y una buena gestión del estrés a través de la inteligencia emocional (gestión de nuestras emociones). La ansiedad y la depresión, entre otras patologías tienen su origen en un porcentaje nada desdeñable en el “segundo cerebro” y en la microbiota.

El sistema entérico, o también llamado segundo cerebro, es aquel tubo intestinal formado por cien millones de neuronas que comunican con el cerebro, por eso la emoción es algo visceral, no se puede explicar, se interpreta en el cerebro como ansiedad, ira, culpa, etc. El intestino tiene dos plexos, y los dos tienen millones de neuronas. El nervio vago conecta al cerebro con el sistema entérico (desde es cerebro hasta los genitales), para producir respuestas emocionales inmediatas, primero es gastrointestinal y luego con síntomas físicos como taquicardia etc.

La importancia de los marcadores somáticos

El cerebro tiene marcadores somáticos, o sea zonas del cerebro que “leen” o informan al cerebro acerca de lo que ocurre en las vísceras abdominales a través del nervio vago, el sistema hormonal, y el sistema nervioso autónomo. Cada una de estas zonas está especializada en detectar varios tipos de emociones.

Uno de los marcadores somáticos es la corteza cingulada anterior, y un daño en esta zona provoca alexitimia, o sea ceguera para las emociones. Cuando sentimos miedo, lo que pasa por vía cerebral es que nos enteramos de que algo pasa: se desestabiliza la homeostasis, se entera la corteza sensorial, evaluamos el estímulo, se activa la amígdala, hay un disparo de hormonas, se siente la emoción del miedo y la amígdala envía una señal al hipotálamo para que se prepare a una respuesta, que es escapar, luchar o quedarse congelado. La amígdala tiene varios núcleos y si la estimulamos, por ejemplo, durante una cirugía cerebral el paciente siente miedo. Algunas epilepsias amigdalinas tienen como correlato emocional ataques de pánico o ansiedad, sin embargo, una agenesia o lesión amgidalina puede cursar con una ausencia completa de miedo, lo cual es poco adaptativo. La psicoterapia consigue “calmar” (menor metabolismo medido mediante técnicas de neuroimagen de medicina nuclear) las amgídalas cerebrales, tomando de nuevo el control la corteza prefrontal. Los marcadores somaticos se enteran de lo que pasa en el cuerpo a través del nervio vago.

La ínsula anterior, si es estimulada, suele provocar la emoción del asco, que puede ser asco aprendido, pero también puede ser instintivo, como cuando vemos algo sucio y asqueroso. Esta zona cerebral contiene casi 200.000 neuronas de Von Economo, unas neuronas especiales de tipo fusiforme (alargadas como hilos), que contienen receptores para la dopamina (vinculada al orgasmo, entre otras respuestas), serotonina (felicidad y bienestar) y vasopresina (vinculada a la monogamia). Algunas personas, cuando envejecen sufren demencias frontotemporales que cursan con problemas de memoria y otras funciones cognitivas, pero sobre todo con alteración de la empatía (teoría de la mente) y a veces cursan con hipersexualidad y conductas antisociales y psicopáticas. La autopsia cerebral de estas personas revela una pérdida importante de neuronas en von enconomo en ínsula, giro cingulado anterior y área 9 de Brodmann. Una lesión en el marcador somático como la corteza orbitofronal puede impedir a los pacientes sentir emociones, dolor, culpa o placer. Esta zona es la sede de la moral, de la ética, la persona pierde la empatía y no entiende a los demás. Otro marcador somático muy vinculado a la depresión mayor es la zona subgenual (área 25 de Brodmann), situada debajo de la rodilla (genu) del cuerpo calloso.

Las emociones son fundamentales para tomar decisiones y para el proceso de aprendizaje-memoria. Los recuerdos a largo plazo los tenemos gracias a las emociones (“me acuerdo de eso porque fue un día especial, o pasó algo extraordinario”).

El sentimiento es la percepción de un estado del cuerpo interpretado por la corteza prefrontal, siendo las emociones sensaciones somáticas. Las emociones son lo que nos permite de entendernos y comprender también a los demás (inteligencia emocional).

Aprender a conocer las emociones

Las emociones están muy presentes de la vida del individuo, por eso es importante aprender a conocerlas y saber cómo gestionarlas, porque las emociones afectan a otras habilidades humanas, como pensar, solucionar problemas o tomar decisiones, de modo que si estamos llenos de emociones positivas, será más fácil obtener algo positivo como consecuencia de nuestros comportamientos, porque por ejemplo dos personas con las mismas habilidades pueden tener diferentes niveles de éxitos y eso depende de la emoción que cada uno de ellos lleva cuando actúa (uno puede aburrirte y otro emocionarte con sus actos o palabras).


Hay relación entre las habilidades emocionales y el compromiso

“Delante de un grupo de niños de cuatro años de edad se colocó una golosina que podían comer, pero se les explicó que si esperaban veinte minutos para hacerlo, entonces conseguirían dos golosinas. Doce años después se demostró que aquellos pequeños que habían exhibido el autocontrol emocional necesario para refrenar la tentación en aras de un beneficio mayor eran más competentes socialmente, más emprendedores y más capaces de afrontar las frustraciones de la vida”.

Hay muchas pruebas de que las emociones pueden jugar un papel determinante en la vida de una persona, por ejemplo, el optimista pone la causa de sus fracasos en algo que puede cambiar, el pesimista se echa la culpa a sí mismo, atribuyéndola a una característica personal que no se puede cambiar. En  un estudio sobre los vendedores de seguros se observó que los optimistas vendían un 37% más que los pesimistas, por eso, es bueno direccionar las emociones hasta nuestros objetivos sin perderlos de vista, porque las emociones tiene la posibilidad de dar fuerza a nuestros esfuerzos.

Si no gestionamos bien las emociones, sobre todo las negativas, no podremos fácilmente conseguir nuestras tareas cotidianas, como concentrarse, recordar, aprender y tomar decisiones. 

Raúl Espert & Laura Xerra

Raúl Espert & Laura Xerra

Neuropsicólogo & psicóloga 
Leer más…

Las Bases Cuánticas de la Descodificación Biológica

(Al final del artículo les dejo un video completo...pueden silenciar la música de fondo y verlo o  verlo directamente en Youtube pulsando sobre él)

Artículo de Ángeles Wolder sobre las bases cuánticas de la Descodificación Biológica. Con la base de la física cuántica en la mano ya no es posible hablar de un  modelo horizontal causa-efecto sino un modelo dinámico y energético que aborde la relación entre el pensamiento, sentimiento, emoción (energía), la vivencia interna y la enfermedad.

Las  dimensiones son estados de conciencia disponibles para todo aquel que vibre en resonancia con las frecuencias específicas y las oportunidades disponibles  dentro de cada  dimensión. En cierto modo, se podría pensar en cada dimensión como un juego diferente con un conjunto distinto de reglas en cuanto a lo que es posible y no  es posible para  los  seres que elijan jugar y crear allí.

Realidad, observador, energía, ondas asociadas, neuronas espejo, campo, enfermedad, curación… son términos que se usan en descodificación biológica. ¿Qué impacto tienen en la terapia?

El ser humano desde siempre ha buscado respuesta a los problemas de salud y la medicina alopática ha explicado las causas de manera teórica haciendo una correlación de factores externos o internos (genéticos, predisposición del terreno, radiaciones, químicos, gérmenes, etc.) y ha propuesto soluciones técnicas sin buscar el sentido de la enfermedad en la vida de la persona. Desde otro paradigma como es el de la DBO se buscan las causas de los síntomas en la manera de vivir las situaciones que son conflictivas y se tiene en cuenta la globalidad de la persona. Se busca el origen y cuál es el aprendizaje que trae el síntoma a la persona o sea su “¿para qué…?

Podemos decir que desde la medicina alopática se ve a la enfermedad como un enemigo al que hay que eliminar y desde la DBO el síntoma es un lugar de aprendizaje en la vida de la persona y para ello hay que comenzar por aceptar las vivencias, resolver los conflictos y volver a un equilibrio biológico en el que el síntoma ya no tiene razón de ser y el cuerpo sana naturalmente. En un paradigma todo depende del exterior y en el otro de la reacción interior de la persona ante las experiencias que pueden ser conflictivas según sean vistas y que están condicionadas por su historia y la de sus antepasados.

 El sistema de salud ha comprobado muchas veces que aun eliminado o sin exponerse a los factores de riesgo externos o internos pueden aparecer  patologías. Por ejemplo un cáncer de pulmón en personas que no fuman y que no se han expuesto a contaminantes o que estando en contacto con  agentes nocivos la enfermedad no aparece. Se han declarado numerosos casos “inexplicables” de cirrosis en personas que no beben alcohol o  personas con una vida saludable que practican deporte o yoga, que son vegetarianas y tienen un estilo de vida saludable y que pueden tener una  patología cancerígena. El terreno es muy importante. La forma de ver las experiencias de la vida también ya que creemos que vivimos en una realidad  objetiva que existe fuera de nosotros pero ésta depende de nuestra percepción y ésta solo depende de nuestra historia biográfica y acumulada. Todo lo que  rodea la persona solo habla de ella.

Con la base de la física cuántica en la mano ya no es posible hablar de un modelo horizontal causa-efecto sino un modelo dinámico y energético que aborde la relación entre el pensamiento, sentimiento, emoción (energía), la vivencia interna y la enfermedad. El punto de unión de lo psíquico con lo físico es una zona vibratoria donde la información representa el eslabón que une a ambas y que está en el campo que es la matriz de todo lo que existe. Para el campo todo es información y todo es presente. En la naturaleza todo es información y la realidad depende de cómo cada uno mire el mundo. Si en el mundo interior de una persona hay un gran miedo a hacer las cosas mal, a equivocarse, a fallar, a no ser suficiente, a ser culpable, a no tener suficiente, a no poder desarrollarse en lo que le gusta, a no rendir, etc. está formulando un juicio sobre sí mismo, decidiendo que comportamientos serán adecuados y emitiendo la energía necesaria para poder vivir esas experiencias en su campo. Sus neuronas espejo y la de los que le acompañan en el camino se encontrarán para poder materializar y hacer posible lo que cada uno necesita en la vida. Emito la energía para vivir los miedos y tendré experiencias de miedo. Si por el contrario emito la energía para vivir experiencias de amor, la vida las aportará abundantemente. Ahí donde mire y focalice, es decir, ahí donde el ojo del observador ponga la atención, será donde tendré los resultados.

 Toda acción o reacción a los acontecimientos que se viven son reinterpretadas cuando atraviesan nuestras células bañadas en la energía  vibratoria del individuo y después de ese pasaje la reacción será positiva, negativa o neutra. Como ejemplo, un trabajador tiene una discusión con un  jefe por diferencias de opinión en la organización.

 El trabajador puede considerarse víctima del jefe, puede ver nuevas posibilidades de crecimiento a través de lo que pudo aprender o ni tan siquiera darle  importancia y olvidar el acontecimiento. El jefe puede sentirse víctima del otro por el mal trabajo que ha hecho, sentir que no ha supervisado lo suficiente o  que no debió delegar, optar por ver como la gestión se puede reconducir o no darle más importancia y olvidarse del tema. En todos los casos la energía de la  discusión atraviesa las células de ambos, chequea a ver si hay algún acontecimiento en su vida de la misma coloración y si así fuera puede engancharse a ella para seguir siendo víctima o pueden tomar la historia como algo de lo que se puede sacar un provecho y aprender. Dicho de otra manera todas las reacciones que experimentamos están determinadas por un modelo vibratorio que se ha tejido en nosotros a partir de distintas herencias y vivencias todas ellas cargadas de una tonalidad de energía..

Cada uno de nosotros viene a la vida con la información de las historias de la familia y al nacer almacena en su biografía más información que luego pasan a ser programas y que serán los que determinen lo que haremos en nuestra vida de adultos y darán la forma de responder ante las experiencias que pueden presentarse en cualquier momento. Es la manera de funcionar ante los acontecimientos lo que hará que la persona aumente su nivel de estrés conflictual y al no poder descargarlo es el cerebro el que da la orden al órgano específico para que a través del síntoma ese estrés se vea reducido. Escoge al órgano que lleva en sí mismo la manera de vivir una situación: “no digiero” = estómago; “no lo trago” = esófago; “me siento separado de…” = piel (epidermis); “temo perder mi territorio” = arterias coronarias; “me siento impotente y sin fuerzas” = músculos y así podríamos describir todo el cuerpo.

 Tener en cuenta que curarse para seguir siendo como éramos antes no es sanar sino que es aplazar el síntoma por un tiempo. Se conocen numerosos casos de  remisión espontánea y una de las principales causas de que esto se produzca es el cambio en la manera de pensar o lo que es lo mismo el cambio en la  manera de gestionar la energía que permite una apertura de consciencia. En DBO se acompaña a la persona en el proceso de cambiar la información y esto  se consigue cuando ya no hay una implicación a nivel emocional o vivencial. Para salir del atrapamiento emocional podemos usar una capacidad natural que  tiene el organismo para gestionar y asimilar lo vivido que es entrar en contacto con las sensaciones corporales, dejarse atravesar por ellas y en un par  de minutos estas desaparecen. Es revivir un instante concreto en el que la energía quedó congelada y ponerla en funcionamiento para que pueda ser evacuada.

 Para que algo exista en nuestra realidad externa es necesario que haya una petición y emisión interna con vibración emocional. Esa emisión interna emocional que  es lo que será captado en el exterior. Cuando puedo observar la situación de otra manera ésta desaparece. La clave está en el observador y en cómo observamos.

La vida nos pide ser creativos con el fin de crear soluciones y nuevos elementos que nos permitan transformarnos en algo nuevo en lo que nunca habíamos pensado. Evolucionar es aportar un granito de amor a la humanidad y cada uno de nosotros es responsable de una parte del todo.

Aurora:Ángeles Wolder

Lda. Fisioterapeuta y Lda. Antropología. Master Psicosociología y Ergonomía de la Salud. Diplomada en Profesora Universitaria. Profesora de Anatomía. Terapeuta y Formadora DBO. Máster PNL. Hipnosis. Constelaciones Familiares y Organizacionales. Psicogenealogía. TIPI.

 https://www.youtube.com/watch?v=qUEXEQG7bjQ

Leer más…

Traducido del el inglés por Tahíta desde...http://upliftconnect.com/release-the-stress/

Tomándonos Tiempo  para desbloquear la 'músculo del alma'

¿Pasas mucho tiempo sentado delante de un ordenador, en un avión, en un coche? Si es así las caderas pueden estar cerradas,afectando la  capacidad para bailar, pero lo peor es que puede estar causando  estrés excesivo y miedo. El músculo psoas, es un músculo largo situado entre la región lumbar de la columna vertebral y el borde de las pelvis que también se conoce como el “músculo del alma”.

Es uno de los más grandes músculos en el cuerpo y es un lugar donde se almacenan a menudo el estrés o trauma que puede influir en nuestro estado de ánimo y, literalmente, nuestra visión de la vida. 

Recientemente hemos explorado en profundidad lo mucho que el miedo puede inhibir nuestra capacidad de pensar con claridad creando así una perspectiva poco saludable que puede dañarnos y dañar a  los que nos rodean. Ahora vamos a ver dónde el miedo puede ser almacenado en nuestro cuerpo, y algunas maneras para liberarlo.

En los seres humanos, los extremos de las dos polaridades adecuadamente pueden ser descritos como AMOR (+) y MIEDO (-). El Amor aviva el crecimiento. Por el contrario, el miedo  impide el crecimiento  -  Bruce Lipton, Ph.D.


Cómo el estrés acumulado nos hace fáciles de manipular

Permanecer en un estado de miedo nos permite ser fácilmente manipulados. Los anunciantes y los políticos han aprendido a sacar provecho de este aspecto biológico de los seres humanos también conocido como el cerebro de lagarto . Lamentablemente, nuestros estilos de vida acelerados (mentalmente), combinados con nuestra actividad física relativamente estancada o pobre  (conducir, trabajar en equipo, etc.) hace que nuestro cuerpo sea ineficaz en liberar el estrés acumulado que se manifiesta en nuestros pensamientos como miedo o ansiedad.

Cerebro de lagarto se refiere a la parte más antigua del cerebro, el tronco cerebral, responsable de los instintos de supervivencia primitivos, como la agresión y el miedo (lucha o huida) - Joseph Troncale MD , Psychology Today

Los efectos del estrés en el cuerpo

¿Dónde está la mayoría de la tensión almacenada?

Se almacena a menudo en uno de los músculos más grandes en nuestro cuerpo, el psoas. Este músculo se estira desde nuestro tronco inferior por las caderas en la parte superior de los muslos, utilizándose para la estabilidad de  base y el reflejo de lucha o huida. Cada vez que vemos algo que nos  sobresalta (amenaza real o percibida como real) como un animal cruzando la carretera mientras conducimos, o una escena violenta en una película, nuestro cerebro envía señales a nuestro cuerpo para responder por la liberación de epinefrina (adrenalina).

Debido a que el  psoas está involucrado íntimamente en este tipo de reacciones físicas y emocionales básicas, un psoas crónicamente  tenso envía señales continuamente a su cuerpo de que usted está en peligro, finalmente agota las glándulas suprarrenales y  el sistema inmunológico. A medida que aprenda a acercarse al mundo sin esta tensión crónica,la conciencia del psoas  puede abrir la puerta a una sintonía más sensible a las señales internas de su cuerpo sobre la seguridad y el peligro, para una mayor sensación de paz interior. - Liz Koch, autora de  el libro El Psoas

Hay muchas posturas de yoga para estirar el músculo psoas

Enfoque terapéutico

Dado que el estrés se acumula en un nivel inconsciente, la curación de nuestros cuerpos es un proceso que debe suceder conscientemente. No hay una sola manera de hacer esto, se requiere cambios de estilo de vida graduales y una práctica diaria.La terapia craneosacral ayuda a enseñar a nuestro cuerpo a relajarse en un estado parasimpático que relaja a su vez al sistema nervioso. Este enfoque suave y no invasivo nos ayuda a tomar conciencia de a tensión almacenada dentro de nosotros y a eliminarla.

Trabajar  con  el psoas no es  tratar de controlar el músculo, sino cultivar la conciencia necesaria para detectar sus mensajes. Esto implica hacer una elección consciente para convertirnos en somáticamente conscientes. - Liz Koch,

El yoga y la práctica personal

El mejor médico ya está dentro de ti. 

No hay sustituto para el cultivo de una práctica que nos cure, complete y relaje desde dentro hacia afuera. Hay numerosas posturas de yoga que pueden ayudarnos en el viaje de liberar esta tensión, la ansiedad, el miedo y su almacenaje dentro del psoas. El yoga le llama “el músculo del alma” por lo que cualquier enfoque aquí es seguro que dará grandes resultados en nuestro bienestar general. Yoga  Internacional tiene una  lista completa de las fotos y descripciones de poses con las que podemos empezar nuestro viaje.(Clikeen en el enlace celeste para acceder a esas fotos y vean el vídeo de abajo, que aunque está en inglés muestra perfectamente os ejercicios)

Una rutina de 5 minutos para estirar el psoas

Si vas a gastar tanto tiempo estirando el músculo psoas todos los días como que acabas de leer este artículo, te darás cuenta de algunos grandes cambios en tu vida. En primer lugar puedes ser el centro de atención en la pista de baile, pero lo más importante es que vas soltar tu mente de las garras del miedo y la ansiedad.

 Todo se reduce a una elección consciente de vivir en la confianza y el amor en lugar del miedo y la ansiedad, y dicha elección tiene que ser seguida de la acción en el mundo real.

 Todo comienza dentro!

http://upliftconnect.com/release-the-stress/

Leer más…

¿Dónde descansar?

A veces la vida puede parecer como si hubiéramos subido a un tiovivo que va cada vez más rápido. A veces sólo queremos que pare un momento; nos gustaría simplemente bajar, incluso si fuese durante poquito tiempo. Sin embargo, el mundo en que vivimos y trabajamos es mucho más acelerado y desconectado que el mundo de mi niñez y juventud. Pensé que esta idea se debiese tal vez a mi edad pero en los cursos que imparto, he descubierto que muchas personas, incluso las que tienen la mitad de mi edad, se sienten de la misma manera. Justo cuando pensamos que las cosas no pueden ir más rápido o volverse más desconectadas, otra tecnología más  ─ nueva o perturbadora se explota en nuestro mundo, lanzándonos en un futuro aún más impredecible. Sentimos que no podemos seguir el paso pero tampoco podemos aflojar el ritmo. Perdemos el norte y dejamos de sentirnos centrados. Ojalá tuviésemos una especie de refugio, un lugar de descanso dónde poder pausar, respirar un par de veces y refrescar nuestra perspectiva.

Las maravillosas noticias son que todos tenemos justo esto dentro de nosotros mismos. Sólo tenemos que elegir entrar dentro. Así que… ¿Por qué no hacemos esto? Nos encontramos seducidos y atrapados por nuestros pensamientos. Nos olvidamos de que somos mucho más que nuestros pensamientos. Nos olvidamos de que los pensamientos no son más que esto: sólo pensamientos – eventos mentales que surgen, existen un rato y luego desaparecen. En vez de esto, creemos la película compulsiva y morbosa que estos pensamientos crean en nuestra pantalla mental. La película es muy absorbente, irresistible; se llama “Yo, mi vida, mi sufrimiento, mis deseos, mi futuro, mi pasado”. El argumento cambia según cómo nos sentimos en el momento. Cuando nos sentimos bien, tenemos confianza en que habrá un final feliz. Cuando nos sentimos mal, nos aseguramos un final desastroso.

Intentar sentirnos centrados en esta película, en este flujo de pensamientos siempre en cambio, es parecido a intentar encontrar el sentido en las olas pequeñas encima del agua de un lago. Existe una alternativa si tan sólo eligiésemos verlo. Es nuestro verdadero centro: la mente observadora. Se trata de aquel espacio alrededor de nuestros pensamientos; es lo que hace posible observar nuestros pensamientos; es el cielo azul infinito de la mente observadora que contiene la totalidad de nuestra experiencia de la que las “nubes” ─ nuestros pensamientos ─ forman sólo una parte. Este campo espacioso infinito de consciencia siempre está ahí ─  tan grande, tan amplio que abarca toda tu experiencia. Siempre nos ha acompañado ─ siempre tranquilo; no critica, simplemente observa. Es un lugar de descanso natural.

Por mucho que nuestros pensamientos cambien, por mucho que nuestro ego se haya desarrollado, el observador ha permanecido tan constante como el cielo azul infinito. Es el mismísimo observador que observaba cuando teníamos tan sólo tres años. Es el mismo observador que nos acompañaba cuando éramos adolescentes. Nos acompaña ahora y siempre nos acompañará ─ profundamente tranquilo, sin dejarse perturbar, observando.

Elige entrar en este lugar de descanso natural. Pon el despertador para recordarte varias veces al día de elegir entrar en este lugar de descanso natural – el lugar del observador, tu verdadero centro. Coge entre 3 y 5 minutos y simplemente observa, sin juzgar, con curiosidad abierta, bondad y humor. Fíjate en tus sentidos: en lo que escuchas, lo que ves, lo que hueles, lo que tocas, cómo te sientes ─ las sensaciones en tu cuerpo. Los pensamientos surgirán inevitablemente; simplemente observa cómo llegan, existen un rato y luego desaparecen, sin dejar rastro.

Si haces esto abres la puerta a la experiencia de la sensación milagrosa de simplemente estar vivo. Cuánto más observes, tanto más ves; verás lo asombroso que es la vida, el maravilloso regalo de estar aquí ahora mismo. El ego, la ilusión de estar separado de todo, se esfuma. En su lugar te encuentras con un profundo sentido de conexión, de plenitud, de sentir cómo formas parte de todo. Te dejo con las palabras de William Blake:

To see a World in a Grain of Sand,

And a Heaven in a Wild Flower,

Hold Infinity in the Palm of your Hand

And Eternity in an Hour.”

Traducción:

Ver un Mundo en un Grano de Arena,

Y un Cielo en una Flor Silvestre,

Sujetar el Infinito en la Palma de tu Mano

Y la Eternidad en una Hora.”

 

Autor: Geoffrey Molloy

Leer más…

Tu sistema inmunitario es uno de los aspectos más cruciales y fascinantes de la conexión mente-cuerpo.

Durante mucho tiempo, la capacidad de las células inmunitarias para atacar a organismos de enfermedades invasivas se consideró puramente física, aunque el mecanismo no se entendía del todo.
 
Luego, en la década de 1980, se descubrió que el sistema inmunitario es muy inteligente, y se le comenzó a conocer como “un cerebro flotante” por la capacidad de las células inmunitarias de participar en los mensajes químicos enviados por el cerebro hacia todo el cuerpo. Esto significa que tus pensamientos, estados de ánimo, sensaciones y expectativas se transmiten a tus células inmunitarias. Cuando meditas, estos mensajes cambian de maneras importantes.
 
Considera estos hallazgos científicos que ofrecen buenas noticias para cualquiera que medita:
 
• Puesto que tu sistema inmunitario responde a los pensamientos tanto positivos como negativos, la meditación crea un ambiente mental positivo para que el sistema inmunitario florezca. Este estudio mostró una reducción en la expresión genética que promueve la inflamación en adultos mayores.
• Un estudio de la UCLA mostró que los pacientes con VIH que practican la meditación atenta hacen más lenta la reducción de su conteo de células CD-4. Estas son las células inmunitarias asociadas con la propagación del virus.
 La meditación eleva los anticuerpos. Un estudio reciente confirmó que, después de haber recibido entrenamiento de meditación durante ocho semanas, 48 trabajadores de biotecnología tenían niveles significativamente más altos de anticuerpos que el grupo de referencia (colegas que no meditaban), así como niveles más altos que antes de comenzar el estudio.
 La meditación estimula la función cerebral del sistema inmunitario. La meditación atenta ha mostrado incrementos en la actividad eléctrica del córtex prefrontal, la zona anterior derecha de la ínsula, y el hipocampo derecho, todos ellos partes que controlan las emociones positivas, la conciencia y la ansiedad. También son las áreas del cerebro que actúan como centro de control de tu sistema inmunitario. Cuando se estimulan, hacen que el sistema inmunitario funcione de manera más eficaz.
 
Estos hallazgos dejan claro un mensaje: tu respuesta a posibles enfermedades, dependiente del sistema inmunitario, mejora con la meditación. Esto va de la mano con otro mensaje importante: la susceptibilidad a trastornos crónicos, como la diabetes tipo II, la obesidad, las cardiopatías y la hipertensión, condiciones que no se derivan de microbios invasores, también se reduce a través de la meditación. La totalidad del sistema mente-cuerpo llega a un estado natural de equilibrio, la clave de lo que he llamado salud elevada.
 
La ciencia médica procede a partir de hallazgos que proporcionan datos confiables, y en el Chopra Center apoyamos activamente tales investigaciones. Sin embargo, tu estilo de vida no es un experimento científico, por supuesto, entonces ¿qué tipo de programa que se enfoque específicamente en la prevención de enfermedades puedes adoptar, en particular durante el invierno?
 
1.  Sigue con tu práctica normal de meditación en la mañana y en la noche.

2.  Reduce y evita el estrés, puesto que el sistema inmunitario se pone fácilmente en riesgo ante las oleadas de hormonas relacionadas con el estrés.

3.  Considera seriamente los estresantes crónicos de bajo nivel que puedes tener en casa o el trabajo. No estás ayudando al estado de tu sistema inmunitario tolerando un constante estrés “poco importante”.

4.  Duerme bien, pues esto está directamente conectado con la función cerebral y los niveles hormonales.

5.  Lávate las manos varias veces al día, y siempre después de tener contacto directo con la piel de otra persona. Los doctores que se aseguran de lavarse las manos después de ver a cada paciente reducen las infecciones de hospital en más de un 50 por ciento.
 
 

Acerca del Autor

Deepak Chopra, M.D.

Deepak Chopra, M.D., F.A.C.P. Fundador del Chopra Center for Wellbeing y la Chopra Foundation, es un reconocido pionero mundial de la medicina integrativa y la transformación mundial y personal. Está certificado en Medicina Interna y Endocrinología y Metabolismo. Es miembro del American College of Physicians, y de la American Association of Clinical Endocrinologists. Chopra es autor de más de ochenta libros y ensayos publicados en más de cuarenta y tres idiomas, entre los cuales veinte han sido declarados bestsellers por el New York Times. La revista Time lo ha descrito como "uno de los 100 héroes e íconos más importantes del siglo”. Las encuestas globales en línea de The World Post y The Huffington Post posicionaron al Dr. Chopra como el pensador influyente número #40 y #1,

Leer más…

Música de Fondo

Desde

Capilla del Monte

Argentina

Nuestro nuevo E-mail

interser2017@gmail.com

ABRIENDO EL CORAZÓN

El Servicio de InterSer es gratuito.

Sin embargo debo sustentarla monetariamente cada mes, por lo que he resuelto en  Común Unión con muchos miembros, Aceptar las donaciones que sean hechas con Amor y gratitud...aunque el monto sea mínimo. Sus corazones lo decidirán

QUE LAS BENDICIONES FLUYAN EN SUS VIDAS!!!

ÚLTIMA ACTIVIDAD

Patricia Escobar commented on Tahíta's blog post InterSer y Vosotros
"Tahíta te abrazo con el corazón cada vez que abro Inteser, tu presencia ha sido fundamental para un "aquí y ahora" y que estoy para difundir bienestar en mi entorno y particularmente en las redes sociales: un sentirlo dos veces ¿qué genero con este…"
Hace 4 horas
Martha De Lucia commented on Tahíta's blog post Una oración al amanecer- por Tahíta
"Hermoso!!! Graciassss
 "
Hace 5 horas
Martha De Lucia commented on Tahíta's blog post Redescubriendo la Sabiduría Intemporal - Peter Russell
"Graciasss!!
 "
Hace 6 horas
Stella Maris Daquila commented on Tahíta's blog post El Desarrollo como respuesta interna - Antonio Blay in Energías Maestras
" GRACIAS.  Fantástico, profundo y con un simple ejemplo te lo pone de claras. GRACIAS "
Hace 9 horas
Stella Maris Daquila commented on Miguel Urdite's blog post QUIÉN ES EL MAESTRO
"GRACIAS  Miguel.  Para entender este momento "
Hace 9 horas
Adalberto Raúl Pino Rojas commented on Isadora's blog post Efecto placebo, efecto nocebo- Dr. Karmelo Bizkarra
"Lindo gracias"
Hace 12 horas
Laura del Carmen commented on Miguel Urdite's blog post Cómo hacerte amigo de la Ansiedad- Jeff Foster in Energías Maestras
"Muchas graciasss"
Hace 15 horas
Ana Maria Leon commented on Isadora's blog post Efecto placebo, efecto nocebo- Dr. Karmelo Bizkarra
"Reflexionemos sobre el tema y tratemos de ser criteriosos utilizar el sentido común sin desmesuras en ningún sentido"
Hace 17 horas
María Cristina Benitez commented on Tahíta's blog post Y en medio del Caos...tú - Isabel Moreno
"Mensaje certero y oportuno .....
GRACIASSS Querida hermana ...... GRACIASSS Isabel....
   Que así sea!!!!!!"
Hace 17 horas
Rosa Haydee Torres commented on Miguel Urdite's blog post Cómo hacerte amigo de la Ansiedad- Jeff Foster in Energías Maestras
"Gracias. Abrazos "
Hace 18 horas
María Cristina Benitez commented on Isadora's blog post Efecto placebo, efecto nocebo- Dr. Karmelo Bizkarra
"  Maravilloso mensaje del Dr.Karmelo Bizkarra......me identifico con él.....
GRACIASSS Isadora por compartirlo.....
Bendecido día a todos!!!!!!"
Hace 20 horas
María Cristina Benitez commented on Miguel Urdite's blog post Cómo hacerte amigo de la Ansiedad- Jeff Foster in Energías Maestras
"La ansiedad ha venido ha despertarnos y le darémos la Bienvenida .......
GRACIASSS Miguel.....un enfoque que nos hace reflexionar y reconocer a la "ansiedad "sin huir de ella.....
  GRACIASSS Jeff.....un Genio!!!!!
Bendiciones Infinitas!!!!!
 
 "
Hace 21 horas
ruben rueda commented on Isadora's blog post Efecto placebo, efecto nocebo- Dr. Karmelo Bizkarra
"gracias"
Hace 22 horas
Pamela Patricia Martinic Ovalle commented on Kali's blog post Volver a la «normalidad» es autocondenarse -Leonardo Bofff
"Excelente!!  gracias!! "
Hace 22 horas
Graciela Noemi Carello commented on Tahíta's blog post No somos nadie - Anam Thubten
"Mil gracias."
ayer
Rosa Haydee Torres commented on Tahíta's blog post No somos nadie - Anam Thubten
"Gracias"
ayer
Martha Lucia Vega Angulo commented on Tahíta's blog post No somos nadie - Anam Thubten
"Gracias, bendiciones."
ayer
Miguel Ángel Maldonado Noriega commented on Isadora's blog post Efecto placebo, efecto nocebo- Dr. Karmelo Bizkarra
"EXTRAORDINARIO, gRACIAS POR COMPARTIR
 "
ayer
Daisy Naquira commented on Isadora's blog post Efecto placebo, efecto nocebo- Dr. Karmelo Bizkarra
"GRacias"
ayer
Ise esponda commented on Isadora's blog post Efecto placebo, efecto nocebo- Dr. Karmelo Bizkarra
"Muchas Gracias"
ayer
Ise esponda commented on Tahíta's blog post InterSer y Vosotros
"Bendiciones Tahita, siempre mi cariño y reconociiento a toda la ardua labor que desarrollas; yo no soy de mucha participación pública, pero si de mucho leer, escuchar y ver...esta página ha sido mi compañera por muchos, muchos años; es aquí donde he…"
ayer
Ise esponda commented on Tahíta's blog post No somos nadie - Anam Thubten
"Muchas Gracias por el aporte"
ayer
Ise esponda commented on Miguel Urdite's blog post Cómo hacerte amigo de la Ansiedad- Jeff Foster in Energías Maestras
"Muchas gracias por el aporte"
ayer
Isadora posted a blog post
 Hoy nos encontramos inmersos a nivel planetario en una de las mayores crisis de salud y crisis sanitaria. Una vez pasada ésta, ¿qué nuevo escenario emergerá?; ¿las autoridades sanitarias velarán más por mantener y “favorecer la Salud” de los pueblo…
ayer
ISIDRO GARCIA VARGAS commented on Miguel Urdite's blog post Cómo hacerte amigo de la Ansiedad- Jeff Foster in Energías Maestras
""
ayer
Mariana Alicia Moffa commented on Tahíta's blog post InterSer y Vosotros
"Hola Tahita!!!! Es una bendicion seguir juntos y estoy agradecida por ello. Si bien en estos ultimos tiempos no he podido participar... es para todos un gran aporte a nuestras vidas. Gracias... cuando la tormenta pase... nos encontrara mas unidos!!!…"
ayer
Daisy Naquira commented on Miguel Urdite's blog post Cómo hacerte amigo de la Ansiedad- Jeff Foster in Energías Maestras
"gracias"
ayer
Laura del Carmen commented on Tahíta's blog post No somos nadie - Anam Thubten
"Graciass¡"
ayer
Luz Elena Sánchez commented on Tahíta's blog post InterSer y Vosotros
"HOLA TAHITA. POR SUPUESTO QUE ME APORTA MUCHO, SUS REFLEXIONES ESPECIALMENTE ME LLEGAN AL ALMA Y ME INVITAN A REFLEXIONAR. DIOS LA BENDIGA. OJALA PUEDA SEGUIR ILUMINANDONOS CON SUS MENSAJES."
ayer
Tahíta commented on Tahíta's blog post ~ Una pregunta sobre el lenguaje cristiano del Curso. – (FACIM Q #1) ~
"En absoluto...todo es desechable, incluso el Curso de Milagros dice que tenemos que desecharlo.
 "
ayer
Más...

LO NUEVO...Mayo...2020

610373105?profile=RESIZE_584x6292671?profile=RESIZE_180x180Efecto placebo, efecto nocebo- Dr. Karmelo Bizkarra

6292680?profile=RESIZE_180x180

Cómo hacerte amigo de la Ansiedad- Jeff Foster

14034693?profile=RESIZE_180x180

No somos nadie - Anam Thubten

14034693?profile=RESIZE_180x180

QUIET STORMS (Tormentas Tranquilas)...un Álbum de Michael Hoppe

14034693?profile=RESIZE_180x180

InterSer y Vosotros

14034693?profile=RESIZE_180x180

Cómo hacer frente con éxito a una crisis utilizando la rendición - Amrita Madhusudan

14034693?profile=RESIZE_180x180

Cómo hacer frente al virus del miedo-  Sara Fabian

14034693?profile=RESIZE_180x180

Bendiciones…sobran – Tahíta

3749119142?profile=RESIZE_180x180Video...Jorge Lomar - Práctica y experiencia de Un Curso de Milagros

6292677?profile=RESIZE_180x180DESPERTAR INTERNO

14034693?profile=RESIZE_180x180

Y en medio del Caos...tú - Isabel Moreno

14034693?profile=RESIZE_180x180

La importancia de practicar la atención plena - Jakeb Brock

14034693?profile=RESIZE_180x180

Vivir en el momento y ser espiritual son lo mismo - Jacob Liberman

14034693?profile=RESIZE_180x180

El peligro de apegarse a la falta de apego - Philip Goldberg  

3079622769?profile=RESIZE_180x180El coronavirus y un mensaje urgente

14034693?profile=RESIZE_180x180

El servicio como Respuesta - Tahíta

14034693?profile=RESIZE_180x180

El maestro perfecto que siempre está con nosotros- Pema Chödron

14034693?profile=RESIZE_180x180

La Atención Liberadora - Consuelo Martín

14034693?profile=RESIZE_180x180

El Desarrollo como respuesta interna - Antonio Blay

14034693?profile=RESIZE_180x180

El deseo sagrado de existir - Anam Thubten

Aceptación desde el Mindfulness- soltar, dejar ir...

14034693?profile=RESIZE_180x180

EL PRIMER PASO HACIA EL PERDÓN ES ESTAR ATENTO A TUS SENTIMIENTOS

14034693?profile=RESIZE_180x180

Ecuanimidad (upekkhā) y la Puerta de la Gran Compasión

 

14034693?profile=RESIZE_180x180

La Alegría Gozosa (Mudita)

14034693?profile=RESIZE_180x180

Amor incondicional y Compasión...Metta y Karuna

4754752455?profile=RESIZE_180x180Nueva de Creencias

3367033960?profile=RESIZE_180x180Joanna Macy sobre el gran despertar que necesita el planeta - Melvin McLeod y Joanna Macy

14034693?profile=RESIZE_180x180Video...El arte de saber alimentarte - Dr. Karmelo Bizkarra

14034693?profile=RESIZE_180x180VIDEO...Dr. Karmelo Bizkarra - Camino de Autocuración

14034693?profile=RESIZE_180x180Para estimular la curación hay que comer color y tener en cuenta las energias sutiles

Leer más…
++++++++++++++